28 de marzo de 2012

Dimite el ministro de Energía de Chile tras ser excluido de los acuerdos sociales de Aysén

SANTIAGO, 28 Mar. (EUROPA PRESS) -

Rodrigo Álvarez presentó su dimisión como ministro de Energía de Chile tras ser excluido de los acuerdos sociales que pusieron fin a un extenso conflicto en la región de Aysén (sur), convirtiéndose en el cuarto miembro del Gobierno de Sebastián Piñera en abandonar su cargo en apenas dos años.

Álvarez presentó el martes su dimisión tras haber estado ocho meses al frente del despacho de Energía y sin esperar a que Piñera regrese de una importante gira que realiza actualmente por varios países asiáticos.

"Soy el rostro visible de una línea de acción que acordó este Gobierno y que ante la opinión pública fracasó", dijo Álvarez en una rueda de prensa en la que recordó que en todo momento "defendió" la idea de no negociar con los grupos que promovieron la violencia en Aysén.

Aysén, ubicada en la Patagonia chilena, fue escenario de intensas movilizaciones por parte de grupos sociales que exigen una mayor participación de la región en el desarrollo que está experimentando actualmente esa nación sudamericana. Sus habitantes protagonizaron durante semanas huelgas y bloqueos de carretera que provocaron enfrentamientos con las fuerzas de seguridad.

Finalmente esta semana el Gobierno se comprometió a poner en marcha un paquete de medidas destinadas a mejorar las condiciones de vida de los habitantes de la Patagonia, después de una extensa reunión en el Palacio de La Moneda, sede del ejecutivo chileno.

Álvarez había expresado su rechazo a sentarse a dialogar con los supuestos promotores de la violencia. "Puedo entender el cambio de criterio e incluso puede ser la salida necesaria, pero siendo yo el representante ante el país de otros caminos, es preferible, digno y responsable presentar mi renuncia", dijo el ahora exministro.

Con Álvarez suman cuatro los ministros que abandonan el Gobierno de Piñera en sus dos años de mandato. El año pasado presentaron su dimisión los ministros de Energía, Fernando Echeverría, y el de Agricultura, Sergio Galilea. El primero alegó conflictos de interés dentro de ese despacho y el segundo adujo razones familiares.

El pasado diciembre, Felipe Bulnes presentó su dimisión como titular de Educación, en medio de una de las peores crisis en el sector que ha vivido Chile, la cual todavía no ha podido ser solucionada.