12 de junio de 2006

Chile.- Los estudiantes chilenos vuelven mañana a clase después de tres semanas de paros y protestas

SANTIAGO, 12 Jun. (de la corresponsal de EUROPA PRESS Claudia Riquelme) -

Los más de 600.000 estudiantes chilenos de secundaria que durante casi un mes realizaron paros y protestas en demanda de mejoras sociales y cambios en la legislación educativa, volverán mañana martes a las aulas, ya que hoy en Chile no es día laborable.

En grupos, los jóvenes han limpiado y ordenado este fin de semana los 300.000 establecimientos que ocuparon durante sus protestas y se preparan para ir a clases en sábado y no tener vacaciones de invierno (austral) para recuperar las horas lectiva que perdieron.

Finalmente, tal y como reconoció el Gobierno, los jóvenes lograron poner "sobre la mesa" el debate sobre la educación chilena y obtuvieron una serie de mejoras sociales, no todas las que pedían, pero sí muchas que ni siquiera estaba consideradas en el programa del gobierno de Michelle Bachelet.

Mañana martes, los estudiantes comenzarán a ocupar seis de los 12 cupos que la Mandataria les concedió para que integrasen la Comisión que estudiará la reforma a la ley educacional heredada de la dictadura de Augusto Pinochet --los otros seis son para los estudiantes universitarios--, que estará compuesta por 74 gestores y especialistas en enseñanza.

A pesar de las divisiones internas del movimiento de estudiantes de secundaria, los 'pingüinos' --como se hicieron llamar durante el movimiento, en alusión a los uniformes obligatorios para los estudiantes de primaria y secundaria en Chile-- existe el consenso en reconocer que, en este caso, La Moneda cedió y atendió sus demandas.

Bachelet enfrentó así el movimiento estudiantil más grande desde 1972 y el primer conflicto social que se registra desde que asumió el poder en Chile, protesta que el próximo domingo cumpliría 100 días.