3 de diciembre de 2006

Chile.- Uno de los hijos de Pinochet confirma que su padre está "muy grave y enlas manos de Dios"

El ex dictador, de 91 años, estaba con arresto domiciliario al momento de sufrir un infarto al miocardio.

SANTIAGO, 3 Dic. (de la corresponsal de EUROPA PRESS Claudia Riquelme) -

El menor de los hijos varones del ex dictador chileno Augusto Pinochet, Marco Antonio, ha confirmado este domingo que su padre está "muy grave y en las manos de Dios", tras sufrir un infarto de miocardio y un edema pulmonar que lo mantienen internado en el Hospital Militar de Santiago desde la madrugada de este domingo.

Marco Antonio Pinochet reconoció que nunca antes su padre había llegado a tan mal estado de salud y que su madre, Lucía Hiriart, se encuentra "tremendamente afectada", acompañando al ex gobernante de facto en el hospital.

Pinochet, que el pasado fin de semana cumplió 91 años de edad, fue ingresado en el recinto a las 4 de la madrugada hora de Chile -- 8 de la mañana, hora peninsular española--, tras sufrir el infarto en su residencia privada del barrio más acomodado de Santiago, La Dehesa.

En el momento de sufrir el infarto, Pinochet se encontraba bajo arresto domiciliario por orden del juez que investiga el arresto, secuestro y desaparición de dos ex escoltas del derrocado presidente Salvador Allende, en 1973.

Augusto Pinochet Ugarte sufre de más de 12 dolencias, entre las que se cuentan diabetes, hipertensión arterial y la demencia subcortical leve a moderada que le ha permitido sortear con éxito los casos judiciales a los que se ha visto enfrentado por acusaciones de violaciones a los derechos humanos.