4 de enero de 2006

Chile.- Más de 40 detenidos y dos policías heridos en protestas de trabajadores externos de la cuprífera chilena Codelco

SANTIAGO, 4 Ene. (de la corresponsal de EUROPA PRESS Claudia Riquelme) -

Un total de 42 personas detenidas, dos policías heridos y desórdenes es el saldo preliminar de una protesta con paralización de actividades convocada por trabajadores externos de la cuprífera chilena Codelco, quienes reclaman el pago de un bono debido a los altos precios internacionales alcanzados por el metal rojo.

Los incidentes se produjeron en el mineral El Teniente, de la ciudad de Rancagua, a 84 kilómetros al sur de Rancagua, no obstante la huelga involucra a los más de 28.000 trabajadores que se desempeñan en distintos yacimientos del territorio chileno.

Los trabajadores, que no son empleados de la empresa estatal, sino que son subcontratados por compañías que prestan servicios a Codelco, demandan al Gobierno de Ricardo Lagos el pago de un bono de cerca de 800 euros (500.000 pesos chilenos) debido a las ganancias adicionales que ha recibido la compañía por los valores récord obtenidos por el cobre durante 2004.

Estos excedentes, que han sido estimados por los expertos del gobierno chileno en unos 290 millones de euros (350 millones de dólares), han permitido pagar un bono a los trabajadores que sí están contratados por Codelco, lo que motivó a los externos a solicitar un trato similar.

Sin embargo, las autoridades han explicado que, en este caso, no hay obligación con los trabajadores externos, que son empleados de otras compañías, y que los excedentes del cobre ya están destinados a la implementación de programas sociales contra la pobreza en áreas como vivienda, educación y sanidad.

Los detenidos y los heridos se produjeron en medio de la decisión de las empresas subcontratistas de reemplazar a los huelguistas con otros trabajadores, lo cual fue duramente resistido por quienes convocaron a la paralización de faenas.

LAGOS REITERA NEGATIVA

La paralización de este miércoles decidió al Gobierno a suspender la mesa de diálogo citada para hoy entre la autoridad y los trabajadores externos.

Al mismo tiempo, el presidente Ricardo Lagos reiteró la negativa más rotunda de La Moneda a ceder ante las presiones de los huelguistas y explicó que pagar el bono implicaría un gasto de más 220 millones de euros (14.000 millones de pesos) para el Estado de Chile.

"Entregar ese bono a los trabajadores que lo reclaman significaría gastar 14.000 millones de dólares. Señores, ¿dónde pongo los 14.000 millones? Porque esa cifra me serviría, por ejemplo, para multiplicar por cinco los campamentos escolares que inauguramos ayer", dijo el Mandatario con molestia.

"Si bien es cierto que los subcontratistas de Codelco llegan a ganar la mitad de un trabajador de Codelco no es posible entregar ese bono. No se justifica y no lo voy a hacer", señaló Lagos.

Lagos fustigó duramente a la oposición de derecha que ha impedido reformas a las leyes laborales en el Parlamento, las cuales, a su juicio, habrían impedido situaciones como la huelga del cobre.

Aseguró que conflictos como el de hoy "se podrían evitar si es que la Ley del Trabajo y el empleo decente no hubiese sido cercenada por la oposición en el Senado, por lo que ahora voy a enviarlo nuevamente a la Cámara de Diputados para ver si lo pueden aprobar en algún momento".