6 de mayo de 2011

Chile.- Los restos de Salvador Allende serán exhumados el 23 de mayo

SANTIAGO, 6 May. (EUROPA PRESS) -

Los restos del expresidente chileno Salvador Allende serán exhumados el próximo 23 de mayo con el objetivo de aclarar las causas de su muerte ocurrida el 11 de septiembre de 1973, durante el golpe de Estado en su contra encabezado por el general Augusto Pinochet.

El ministro Mario Carroza, juez a cargo de la investigación, informó de que en la exhumación estará a cargo de expertos del Servicio Médico Legal. "El horario no está establecido porque depende mucho de las personas que van a participar", indicó en declaraciones a los medios locales.

Los resultados de la autopsia serán divulgados, garantizó Carroza sin precisar más detalles. El objetivo, ratificó el juez, es poder determinar las "verdaderas causas" del fallecimiento del exmandatario, lo cual disiparía la polémica que se ha mantenido durante estas décadas en torno a su muerte.

A mediados de abril, Carroza ordenó la exhumación del cadáver de Allende, días después de que la senadora chilena e hija del exmandatario Isabel Allende se reuniera con él para pedirle, en nombre de la familia, realizar este procedimiento para poner fin a la incertidumbre sobre su fallecimiento.

Un equipo de expertos del Servicio Médico Legal comenzó a finales del pasado enero la primera etapa de las investigaciones con el análisis de la autopsia realizada a Allende, acatando el dictamen de la justicia chilena que ordenó investigar por primera vez las causas de su fallecimiento.

La investigación ha sido ordenada después de que la fiscal judicial Beatriz Pedrals presentara 726 querellas por casos de violación de los Derechos Humanos registrados durante la dictadura de Pinochet, entre ellos la muerte del militante socialista y líder de la coalición Unidad Popular.

Allende murió el 11 de septiembre de 1973, durante el golpe de Estado de Pinochet. Una autopsia determinó que se suicidó dentro del palacio de gobierno de La Moneda, en Santiago, pero varios sectores políticos rechazan esta tesis alegando que su muerte pudo haber sido resultado de acciones militares.

Los restos del exlíder chileno descansan desde 1990 en el Cementerio General de Santiago, después de que fuesen trasladados desde un camposanto en la ciudad de Viña del Mar por orden de Patricio Aylwin, primer presidente de la democracia chilena.