26 de julio de 2009

Clinton exhorta Corea del Norte a reanudar diálogos

Por Sue Pleming

WASHINGTON (Reuters/EP) - La secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, dijo el domingo que las grandes potencias desean que Corea del Norte regrese a las negociaciones sobre su programa nuclear, pero que Washington no recompensaría ninguna medida de provocación.

"No vamos a recompensarlos por acciones a medias. Ellos saben lo que comunidad internacional espera", dijo Clinton en una entrevista en el programa "Meet the Press" de la cadena NBC.

"Aún queremos que Corea del Norte regrese a la mesa de negociaciones, que sea parte de un esfuerzo internacional que nos conduzca a la desnuclearización", agregó.

Clinton destacó la "gran cooperación" de los países que se relacionan con Corea del Norte -Japón, China, Corea del Sur y Rusia - y dijo que todos estaban implementando en forma vigorosa las renovadas sanciones de Naciones Unidas, después de la segunda prueba nuclear de Pyongyang el 25 de mayo.

La funcionaria estadounidense destacó especialmente el rol de China, que enviará la semana próxima a Washington un grupo de altos funcionarios para sostener conversaciones sobre vínculos económicos y estratégicos con Estados Unidos.

"Respecto a Corea del Norte nos hemos visto extremadamente gratificados por el compromiso (de China) con las sanciones y por los mensajes privados que han hecho llegar a los norcoreanos", aseveró.

Clinton se ha involucrado en un riña verbal con funcionarios de Corea del Norte en los últimos días. La secretaria de Estado ha acusado a Pyongyang de comportarse como un niño indisciplinado con sus acciones provocativas. El Norte respondió afirmando que la ex primera dama era "vulgar" y "de ningún modo inteligente".

Clinton sostuvo después que Corea del Norte estaba "muy aislado" y que esto se había comprobado esta semana durante una reunión de naciones del sur de Asia en Tailandia, cuando los asistentes ignoraron al representante de Pyongyang debido a lo que ella denominó como un comportamiento provocador.

"No les quedan amigos", dijo, en nuevos comentarios que posiblemente elevarán las tensiones con la empobrecida nación comunista.

Dos periodistas estadounidenses han sido retenidas por Corea del Norte desde marzo y Clinton reiteró el llamado para que sean liberadas, diciendo que el caso debía ser visto por separado de las tensiones entre Washington y Pyongyang por el tema nuclear.