29 de julio de 2008

Colombia-El abogado de la presunta representante española de las FARC pide que no criminalicen las acciones humanitarias

BOGOTÁ, 29 Jul. (EUROPA PRESS) -

El abogado Enrique Santiago, quien defiende a la presunta representante internacional de las FARC en España, María Remedios García Albert, pidió ayer al Gobierno colombiano que deje de criminalizar a quienes tienen contactos humanitarios con la guerrilla de las FARC, informó la emisora La W.

El abogado aclaró que su cliente aceptó que había intercambiado información con el guerrillero Raúl Reyes, pero que esto obedecía a motivos humanitarios. "Ella aceptó que transportó un dinero de América a Europa para una cuestión humanitaria, una operación médica de un refugiado en un país europeo que lo necesitaba en el marco de esa acción de intermediación de diálogo que había abierto", explicó.

Además, agregó que esto no quiere decir que cualquier persona que tenga este tipo de contactos sea un criminal e indicó que su defendida no está involucrada con las FARC por el solo hecho de intercambiar correos electrónicos con las FARC. "Algunos de ellos los reconoció y otros no los reconoció, aproximadamente un 50 por ciento no los reconoció"

CONTACTOS CON LAS FARC

El abogado aseguró asimismo que están "muy confiados en que a lo largo de la investigación se acreditará que esta mujer no tiene ninguna responsabilidad penal, que no hay ningún grado de colaboración con ninguna banda armada".

El titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 imputa a García Albert un delito de integración o colaboración con organización terrorista y le otorga una semana para que reúna el importe de la fianza y eludir así su ingreso en prisión.

Santiago puntualizó también que le fue impuesta una fianza de 12.000 euros que deberá depositar en un plazo de siete días para obtener su libertad. La defensa va a pedir una rebaja de la fianza por la actitud de "absoluta colaboración" que ha tenido la acusada, cuyo estado de cuentas ha podido verificar la Policía, agregó.

AUTO DE GARZÓN

De otro lado, el general Oscar Naranjo, director de la Policía Nacional se mostró respetuoso de la decisión del juez Baltasar Garzón y confió en que más adelante la indiciada aclare sus nexos con las FARC.

En su auto, Garzón considera acreditado que, "al menos desde 2000" María Remedios mantiene una "relación fluida, cercana a la integración" con la FARC a través de quien era uno de sus líderes principales hasta su muerte, Luis Edgar Devia Silva 'Raúl Reyes', así como con otros representantes de la organización terrorista.

"Con todos ellos y otros, la imputada ha tenido contacto y ha estado en 2002 y 2006 en sendos campamentos en los que había menores de edad, incluido alguno con uniforme militar, lo que evidencia la proximidad de María Remedios a la estructura de las FARC, que excede su interés pacificador", explica el auto.

Asimismo, Garzón da por probado que García Albert, que contaba con los alias de 'Soraya' e 'Irene', recibió de manos de Raúl Reyes en 2006 la cantidad de 6.000 dólares para que los hiciera llegar a Lucas Gualdron, representante de las FARC en Europa, además de dos millones de pesos (unos 1.000 dólares) para un destinatario no conocido.

Además, el auto indica que María Remedios ha difundido desde 2000 postulados de las FARC en Europa "a través de foros y eventos, páginas web, publicaciones y documentos y facilitación de presencia de miembros de esa organización terrorista".

CONEXIONES INTERNACIONALES

"No se ha agotado el material y seguramente ella tendrá que responder más adelante por su responsabilidad", advirtió el oficial. Naranjo se mostró preocupado por las investigaciones porque según las autoridades colombianas, las FARC manejan varios enlaces en el mundo que les han permitido fortalecer su política en el exterior.

"Hay por lo menos 7 países europeos donde se han identificado personas vinculadas con las FARC en estrecha comunicación con el secretariado cumpliendo tareas de apoyo", recalcó. El oficial recordó que estos enlaces en el exterior se originaron en el fallido proceso de negociación en el Caguán.

"Lo que nosotros comenzamos a establecer es que una vez se rompen las negociaciones estas organizaciones y estas personas han debido quedar al margen de los contactos con las FARC, pero eso no ocurrió así y a partir de ese momento esas relaciones se transforman en clandestinas", aseguró. "Los viajes y los contactos los han hecho a espaldas de las autoridades y adicionalmente el contenido de los mensajes es claro que se trata de mantener en el exterior todo un aparato que de cobertura a través de la clandestinidad", explicó el director de la Policía.