23 de mayo de 2007

Colombia.- Una activista colombiana asegura que "se está demostrando" el "vínculo directo" entre Estado y paramilitares

MADRID, 23 May. (EUROPA PRESS) -

La activista colombiana de Derechos Humanos Martha Nidia Ascuntar declaró hoy que, con las recientes declaraciones de dirigentes altos y medios de los grupos paramilitares "se está demostrando" que hay un "vínculo directo entre Estado y grupos paramilitares". Asimismo, advirtió de que las fuerzas de seguridad de su país siguen cometiendo ejecuciones extrajudiciales, e incluso, "paradójicamente, están aumentando a medida que se desmovilizan los paramilitares".

"La guerra" que lleva a cabo el Estado colombiano "no es contra la otra parte del conflicto, sino contra la población civil", declaró Ascuntar en Madrid, con motivo de la rueda de prensa de presentación del 'Informe 2007. El estado de los Derechos Humanos en el mundo' de Amnistía Internacional.

Según la activista, desde hace décadas el Gobierno responde a los grupos guerrilleros "reprimiendo las exigencias sociales y no posibilitando la organización de la sociedad civil". "Es una respuesta militar" consistente en "criminalizar la protesta social", a la que oficialmente se califica de "acción terrorista", prosiguió.

LOS PARAMILITARES

En estas circunstancias, según Martha Ascuntar, la creación de grupos paramilitares responde a "una estrategia de guerra" fomentada por el Estado, como queda reflejado en el plan de desmovilización propuesto por el presidente Álvaro Uribe, cuya Ley de Justicia y Paz permitirá "que estos asesinos no paguen ninguna pena" y que, en todo caso, las condenas para los paramilitares que se entreguen no sean no superiores a los ocho años por delitos como "masacres, desapariciones y desplazamientos", añadió.

Gracias a las últimas denuncias de "altos mandos y medios de los paramilitares" --como las hechas por el desmovilizado Salvatore Mancuso ante el juez-- "se está demostrando" que existe "un vínculo directo entre Estado y grupos paramilitares", declaró Ascuntar.

En todo caso, desde que comenzó la desmovilización de paramilitares, aseguró, las fuerzas de seguridad de su país siguen cometiendo ejecuciones extrajudiciales, e incluso, "paradójicamente, están aumentando a medida que se desmovilizan los paramilitares".

Martha Nidia Ascuntar, licenciada en Filosofía, es miembro de la Fundación Comité de Solidaridad con los Presos Políticos y desarrolla labores de atención humanitaria a reclusos de nueve cárceles situadas en los departamentos de Valle del Cauca y Cauca, así como de educación y promoción de los Derechos Humanos y asesora de víctimas de violacines de Derechos Humanos en el suroeste de Colombia.

Debido a esta labor, que incluyó numerosas denuncias sobre violaciones de Derechos Humanos, se vio obligada a huir del país, amparada por el programa de protección de defensores de la Sección Española de Amnistía Internacional, debido al "hostigamiento permanente de la Tercera Brigada del Ejército", aseguró en la rueda de prensa. Su intención es regresar a su país en noviembre de este año.