4 de diciembre de 2006

Colombia.- Las AUC aseguran que el proceso de paz está "agonizando" y se encuentra en su "etapa terminal"

El presidente Uribe reconoce que manejaban denuncias de homicidios ordenados por paramilitares desde la cárcel La Ceja

BOGOTÁ, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del Movimiento Nacional de Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), Francisco Aponte, alertó que el proceso de paz de los grupos paramilitares con el Gobierno de Alvaro Uribe está "agonizando" y se encuentra en su "etapa terminal".

En una rueda de prensa, Aponte responsabilizó a Uribe de la situación en la que se encuentra el proceso, por incumplir con los compromisos asumidos y trasladar a 59 paramilitares a la cárcel de máxima seguridad de Itagüí.

Uribe "incumplió compromisos y acuerdos que se han hecho de forma verbal con el señor (ex ministro del Interior y Justicia) Sabas Pretelt y con el alto comisionado de paz" Luis Carlos Restrepo, señaló Aponte a los medios de comunicación locales.

El portavoz de las AUC informó de que temen por la vida de los 59 "paras" trasladados del centro de reclusión en Antioquia a la cárcel de Itagüí, ya que desde su llegada al recinto no han consumido alimentos.

El jefe paramilitar aseguró que la intención del presidente colombiano es colocar una "cortina de humo" para desviar la atención del escándalo de los legisladores vinculados con líderes de este grupo armado ilegal.

En este sentido, advirtió que revelarán información de otros parlamentarios relacionados con el grupo armado ilegal e incluso de aquellos que tienen algún vínculo con los jefes de las guerrillas colombianas.

DENUNCIAS DE HOMICIDIO

El presidente Uribe declaró a 'Radio W' que el traslado de los paramilitares a Itagüí se produjo porque manejaban denuncias sobre varios crímenes que fueron ordenados desde la cárcel La Ceja y porque tenían información de que existía un plan de fuga.

"Lo que se ha hecho es lo mejor para el proceso de paz" porque nadie podría entender "un proceso de paz en medio de fugas de la cárcel. Me parece muy grave que en un proceso de paz se siga con estos homicidios (...) era mejor llenarnos de seguridades a tiempo que correr más riesgos", subrayó Uribe.

En este sentido, el presidente recordó que si las autoridades judiciales hacen una imputación contra alguien relacionado con el proceso de paz esa persona "perdería los beneficios de la Ley de Justicia y Paz".