1 de septiembre de 2006

Colombia.- Las autoridades inician hoy la búsqueda del cadáver de Carlos Castaño en el departamento de Córdoba

BOGOTA, 1 Sep. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades colombianas enviaron hoy viernes al departamento de Córdoba una comisión judicial que, guiada por Jesús Roldán, alias 'Monoleche', asesino confeso del máximo líder de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) Carlos Castaño, tienen como misión encontrar el cadáver del mencionado jefe paramilitar.

Una fuente de la oficina del alto comisionado para la paz, Luis Carlos Restrepo, reveló que un helicóptero oficial partió esta mañana de un antiguo centro vacacional de la población de La Ceja, cerca de Medellín, en el departamento de Antioquia, a la búsqueda del cuerpo.

En La Ceja están concentrados algunos líderes desmovilizados de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), entre ellos alias 'Monoleche', quien hace dos semanas confesó haber asesinado en abril de 2004 a Carlos Castaño por orden de su hermano Vicente.

En el avión que se dirigió hacia una zona ribereña del río Sinú, en la región de Urabá, viajaban alias 'Monoleche', el comisionado Restrepo y varios miembros del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía. Según Roldán, allí fue enterrado Castaño, informó hoy la emisora local 'RCN Radio'.

El martes pasado, el alto comisionado informó de que alias 'Monoleche' había confesado la autoría del crímen y se declaraba dispuesto a entregar el cadáver de Castaño acompañado por autoridades judiciales, por una misión del Comité Internacional de la Cruz Roja y por otra de la oficina a cargo de Restrepo.

Según la Fiscalía, el también jefe paramilitar Vicente Castaño ordenó en abril de 2004 a Roldán asesinar a su hermano Carlos, fundador de las AUC, porque intentaba entregarse a las autoridades estadounidenses a cambio de dar información sobre narcotráfico.

Hasta ahora se han entregado a las autoridades un total de 24 jefes paramilitares. Sin embargo, se estima que al menos cinco comandantes de las AUC solicitados en extradición por Estados Unidos permanecen fugitivos, entre ellos el propio Vicente Castaño.