5 de febrero de 2008

Colombia.-Los colombianos salen a las calles de las ciudades de Colombia y varios países extranjeros contra las FARC

BOGOTA, 5 Feb. (Reuters/EP) -

Cientos de miles de colombianos tomaron las calles de Colombia y del extranjero ayer, en una histórica jornada de protesta convocada en varios países contra la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) para exigir la liberación de los secuestrados y el fin de la violencia.

Banderas blancas y de Colombia -amarillo, azul y rojo-, así como palomas de papel, se entrelazaban con el sonido de silbatos y los gritos de los manifestantes de "¡No más FARC!", "¡No más FARC!" y "¡Libertad!", "¡Libertad!".

Las imágenes de televisión captadas desde helicópteros mostraron largas filas de personas marchando por céntricas calles de Bogotá, Medellín o Cali, entre otras.

La manifestación fue considerada por los organizadores y responsables del Gobierno como la más multitudinaria en la historia reciente en el país de unos 42 millones de habitantes, que suele protestar poco contra la violencia derivada del conflicto interno.

"Se desbordó el país", expresó el ministro del Interior, Carlos Holguín.

La protesta, apoyada por colombianos en más de 120 ciudades del extranjero, se realizó dos días después de que las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) anunciaron que liberarán unilateralmente a tres ex congresistas secuestrados desde hace más de seis años.

La guerrilla comunicó que entregará los rehenes en las selvas de Colombia al presidente de Venezuela, Hugo Chávez, o a sus delegados, ante lo que el Gobierno de Caracas inició las acciones necesarias para lograr la liberación.

El presidente venezolano, Hugo Chávez, anunció que su Gobierno ha iniciado ya contactos y movimientos para lograr la pronta liberación de los secuestrados Gloria Polanco de Lozada, Luis Eladio Pérez y Orlando Beltrán Cuellar.

La liberación anunciada por la guerrilla fue considerada por el comandante de las Fuerzas Militares, general Freddy Padilla de León, como un gesto de las FARC ante la presión y el rechazo de la opinión pública.

La protesta bajo el lema "un millón de voces contra las FARC" fue convocada por un grupo de jóvenes a través de Facebook después de que se conocieran en enero pruebas de vida de un grupo de rehenes que dejaron en evidencia la humillación que soportan en los campamentos rebeldes en medio de la selva.

DE SIDNEY A BOGOTÁ

La protesta se extendió a ciudades de Estados Unidos como Miami, Washington, Los Angeles y Nueva York, a otras de Europa como Madrid - donde estuvo presente la presidenta de la Comunidad, Esperanza Aguirre - o Barcelona, así como Sydney en Australia y Tokio en Japón.

En capitales de América Latina como Ciudad de México, Montevideo, Buenos Aires, Caracas y Lima también hubo concentraciones.

El presidente de Colombia, Álvaro Uribe, agradeció la participación masiva de los ciudadanos en el país y en el exterior.

"Nuestra voz de gratitud a todos los colombianos que hoy han expresado con dignidad y con fortaleza el rechazo al secuestro y a los secuestradores", dijo el mandatario desde la ciudad de Valledupar, en el norte de Colombia.

"Hacemos llegar un mensaje a los secuestrados, el mensaje de que toda Colombia está con ellos, de que haremos todos los esfuerzos para que regresen a sus hogares y a la libertad sin que tengan que temer por un nuevo secuestro. Liberar a los secuestrados y erradicar el secuestro es la consigna del alma colectiva de los colombianos", agregó el mandatario.