3 de marzo de 2008

Colombia.- Correa llamó ayer a Zapatero para informarle del ataque colombiano en territorio ecuatoriano

MADRID, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, llamó ayer por teléfono al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, para informarle del ataque llevado a cabo por el Ejército colombiano en territorio ecuatoriano en el que murió el 'número dos' de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), 'Raúl Reyes', según confirmaron a Europa Press fuentes de Moncloa.

"Correa llamó a Zapatero hacia las 20:00 horas de ayer", indicaron las fuentes, que no quisieron entrar en detalles sobre el contenido de la conversación mantenida, salvo que ambos expresaron su "preocupación compartida por la situación".

El propio presidente ecuatoriano había adelantado en un discurso anoche a la nación que había mantenido contactos con varios dirigentes regionales y el presidente español para "compartir con ellos la gravedad de la situación". Asimismo, Correa hizo un llamamiento a la "solidaridad de la comunidad internacional".

Correa también conversó con los presidentes de Argentina, Bolivia, Chile, Costa Rica, Cuba, El Salvador, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Uruguay y Venezuela y con los secretarios generales de la Organización de Estados Americanos (OEA) y de la Comunidad Andina (CAN).

Por otra parte, un portavos del departamento que dirige Miguel Angel Moratinos indicó a Europa Press que el Ministerio de Exteriores está "siguiendo de cerca los últimos acontecimientos" y ha mantenido "contacto con todas las partes", para subrayar la idea de que cualquier diferencia ha de resolverse la vía pacífica.

En un duro discurso a la nación, en el que anunció que la retirada del embajador ecuatoriano en Bogotá y el despliegue del Ejército en la frontera con Colombia, Correa arremetió nuevamente contra el Gobierno y el presidente colombiano, Álvaro Uribe, denunciando que "el territorio ecuatoriano ha sido bombardeado y ultrajado intencionalmente por parte de un gobierno extranjero".

"En la madrugada del sábado, nuestro país sufrió una inaceptable agresión de parte de las fuerzas militares colombianas a pretexto de atacar a grupos de las FARC que pernoctaban a tres kilómetros de la frontera colombiana, en territorio ecuatoriano", relató, precisando que tras revisar la zona el Ejército ecuatoriano "se confirma que Ecuador sufrió un planificado ataque aéreo y una posterior incursión de tropas colombianas".

Además, precisó que la mayoría de los 16 guerrilleros muertos estaba "en ropa de dormir" lo que descarta, según él, la versión de un ataque en legítima defensa. "Fue una masacre", aseveró, como ya hizo el sábado, precisando que "incluso se hallaron cadáveres con tiros en la espalda".

"Todo esto demuestra que el Ministerio de Defensa colombiano, la Cancillería de dicho país y el propio presidente Uribe, más aún cuando me informó del hecho vía telefónica, le están mintiendo a Ecuador y al mundo" y llevó a cabo "una acción deliberada dentro de nuestro territorio, la cual atenta contra nuestra soberanía, los acuerdos bilaterales con Colombia y el Derecho Internacional",