19 de noviembre de 2009

Colombia/Ecuador.- Uribe aclara que los problemas de Colombia no son con Ecuador sino con las FARC

Bogotá y Quito nombrarán "muy pronto" a sus "agregados militares"

BOGOTÁ, 19 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente colombiano, Álvaro Uribe, aclaró este jueves que los problemas de su país no son con Ecuador, sino con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), cuyos rebeldes han logrado refugiarse en países vecinos.

"Nuestra dificultad ha sido con esos bandidos de las FARC que violan la soberanía de los países hermanos para atrincherarse allá contra Colombia", expresó Uribe en una entrevista a la emisora Colmundo Radio.

Uribe destacó el trabajo que con "mucha prudencia" han venido haciendo con Quito para restablecer las relaciones diplomáticas que se rompieron hace más de año y medio cuando Colombia bombardeó, en marzo de 2008, un campamento de las FARC en Ecuador, dando muerte a unas 25 personas, entre ellas, el 'ex número dos' de esa guerrilla Raúl Reyes.

El mandatario colombiano destacó la visita del ministro ecuatoriano de Defensa, Javier Ponce, quien representará a su país en la Comisión Binacional Fronteriza que se reactivará este jueves y que tiene como objetivo avanzar en el proceso de restablecimiento de los vínculos diplomáticos.

Sobre las eventuales medidas que Colombia podría tomar contra su país vecino, Uribe ha dejado claro que su Gobierno lo que ha hecho "son esfuerzos de solidaridad todos los días" y está dispuesto a ayudar a Ecuador en la crisis de energía que actualmente enfrentan.

"A nosotros se nos había dificultado mucho suministrar la energía de Ecuador, pero con toda la solidaridad la semana pasada hicimos" en Colombia una reunión con miras a establecer estrategias para suministrar energía a Ecuador "con unas plantas diesel, con unas plantas térmicas", explicó.

COMISIÓN BINACIONAL

Los ministros de Exteriores de Ecuador y Colombia reactivaron este jueves la Comisión Binacional Fronteriza (Combifron), como parte de las gestiones que se adelantan para lograr el restablecimiento gradual de las relaciones entre los dos países.

En un documento de cinco puntos, los representantes de ambas naciones anunciaron la creación de un grupo de seguimiento de la situación en la frontera común, principal tema de discusión entre Quito y Bogotá que mutuamente se han acusado por descuidar la seguridad en esa zona donde actúan la guerrilla y los paramilitares.

El ministro Ponce junto a su homólogo de Colombia, Gabriel Silva, y al titular de Seguridad colombiano, Migue Carvajal, encabezaron esta reunión que reactiva oficialmente el Combifron, cuya última reunión fue en 2007, meses antes del bombardeo en territorio ecuatoriano.

A este respecto, Silva dijo que el objetivo es "concretar las medidas que sean necesarias contra el narcoterrorismo, el tráfico de drogas y la migración ilegal".

Para Silva la reactivación del Combifron "es un paso fundamental" para poner fin al conflicto político entre ambos países y anunció que "muy pronto" designarán a los "agregados militares" ecuatoriano y colombiano.