6 de febrero de 2006

Colombia/EEUU.- La Iglesia Católica pide a Uribe que se niegue a firmar un TLC con EEUU que no sea "equitativo"

BOGOTA, 6 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Iglesia Católica colombiana pidió hoy lunes al Gobierno del presidente Alvaro Uribe que se abstenga de firmar con Estados Unidos un Tratado de Libre Comercio (TLC) que no sea "satisfactorio" y "equitativo" para ambas partes.

Un acuerdo de esta naturaleza debe ser "compatible con la vigencia plena de los Derechos Humanos", afirmó el presidente de la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC), monseñor Luis Augusto Castro, al aludir a los asuntos que complicaron la gestión del TLC.

Colombia y Estados Unidos no cerraron el viernes pasado en Washington la negociación del TLC como se preveía y, en su lugar, aplazaron los contactos hasta el próximo 14 de febrero debido a sus diferencias en el sector agropecuario.

Monseñor Castro señaló que la Iglesia insiste en que, en este proceso, "se tengan en cuenta los pro y los contra tanto del mundo rural, sede de los grandes conflictos colombianos por una deficiente presencia del Estado en el pasado, como de la salud y la enfermedad de todos los colombianos, que exigen medicamentos efectivos, pero al alcance de los más pobres".

"Sugerimos que se tenga cuidado con una eventual invasión de transgénicos, para no correr peligros y riesgos innecesarios", agregó Castro al inaugurar en Bogotá la Asamblea Plena del Episcopado, que reúne a 76 arzobispos y obispos.

El también obispo de Tunja, en el departamento de Boyacá, consideró como importante que, el marco moral y jurídico del TLC, "promueva el bien común de todos, especialmente de los pobres y excluidos". Además, señaló, debe "asegurar los derechos de adecuadas políticas agrarias, estándares laborales justos, regulaciones efectivas del medio ambiente, propiedad intelectual equitativa".

El jerarca católico observó que la Iglesia se une así "a tantos otros colombianos que alzan su voz de advertencia" ante el proyecto de TLC con Estados Unidos, en gestión desde mayo de 2004.