26 de enero de 2006

Colombia.- Francisco Santos: "Siento que el clima para un proceso de paz con el ELN nunca había estado mejor"

El vicepresidente colombiano se muestra cauto sobre el eventual intercambio humanitario con las FARC, aunque cree que "va mejor"

MADRID, 26 Ene. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente de Colombia, Francisco Santos, aseguró hoy en una entrevista a Europa Press que, a su juicio, "nunca ha estado mejor" el clima para desarrollar un proceso de paz con el Ejército de Liberación Nacional (ELN), cuya segunda fase se desarrollará a partir del próximo 17 de febrero en La Habana, aunque advirtió de que el proceso electoral "puede dinamizar o ralentizar" las negociaciones.

"Escuchando a Antonio García (el jefe militar del ELN) yo siento que el clima para un proceso de paz con el ELN nunca había estado mejor y yo creo que este es un proceso de paz que puede fructificar a muy corto plazo", comentó Santos en Madrid, minutos antes de emprender su regreso a Bogotá.

Santos, quien reconoció que "uno de los pasos más importantes (de este proceso) sería el logro de una tregua", comentó que ahora "hay que cuidar el proceso, llevarlo con calma". Además, advirtió de que el proceso electoral que culminará en las presidenciales de mayo "podría dinamizar o ralentizar" las negociaciones.

"El proceso de paz va bien, entendemos que un proceso electoral siempre afecta a un proceso de paz, o bien lo puede dinamizar o bien lo puede ralentizar. Entonces, entendiendo esa realidad política, hay que esperar que se reúnan el 17 de febrero en La Habana", indicó.

Según el vicepresidente colombiano, en Cuba "están dadas todas las condiciones" para la negociación con el ELN, que "hay como una alineación de astros" en este proceso, que le auguran buen futuro.

Además, Santos reconoció que Uribe podría contar con el ex presidente Felipe González como mediador ante el ELN, aunque aún no se sabe cuándo ni en qué condición. González "es una persona de una trayectoria política de gran importancia, que puede ayudar" en este proceso, resaltó.

SU VISITA A SUIZA

El vicepresidente, que viajó el lunes a Suiza, trató con la ministra de Exteriores, Micheline Calmy-Rey, sobre el apoyo que da este país europeo --junto a Francia y España-- a "los procesos de paz" en Colombia, tanto al que está en marcha con el ELN como al eventual intercambio humanitario con las FARC.

"Hablamos sobre el tema electoral y el impacto que puede tener en los procesos de paz, de la aplicación de la Ley de Justicia y Paz, que va muy bien y donde Suiza quiere financiar proyectos (de reinserción) y hablamos sobre el proceso de facilitación que están haciendo España, Suiza y Francia en el tema de los secuestrados (por las FARC)", declaró a Europa Press el vicepresidente Santos, quien no quiso dar más detalles por tratarse, dijo, "de temas muy delicados".

Sobre este asunto, fuentes consultadas por Europa Press aseguraron que los Gobiernos de España, Suiza y Francia están tratando de agilizar el proceso para negociar el eventual 'canje humanitario' con las FARC para que se produzca en esta legislatura, es decir, antes de las elecciones presidenciales del próximo 19 de mayo.

A juicio del vicepresidente Santos, el tema del eventual intercambio humanitario "va mejor", aunque se negó a precisar porque "se trata de la vida de seres humanos y no querría crear falsas expectativas". "Yo creo que el tema (del intercambio) va mejor, pero a lo mejor las FARC no piensan lo mismo", apostilló.

LA PAZ, "OTRO TEMA DE LA VIDA NACIONAL"

Santos consideró que la "positiva evolución de Colombia en otros campos" como el económico o el social hace que el tema de la búsqueda de la paz sea hoy tan sólo "uno de los temas de la vida nacional", no "lo que absorbe todas las energías del país".

"No voy a minimizar la importancia del proceso de paz (del Gobierno con el ELN), lo que digo es que antes eso (la búsqueda de la paz) era todo lo que absorbía todas las energías del país, hoy en día ya no (...) porque el país está evolucionando tan positivamente en otras cosas que esto tan sólo es ya otro elemento de la vida nacional", indicó el vicepresidente colombiano.

Para Santos, "antes de los tres años de gobierno del presidente (Alvaro) Uribe, la búsqueda de la paz era una sin salida, creíamos que sin la paz no podíamos seguir adelante, que no había nada que hacer (....) hoy en día dice 'sí, la paz es importante, pero también necesitamos continuar por el camino en que vamos'".

URIBE, UN PRESIDENTE "SERIO"

El vicepresidente considera que "el gran éxito de Uribe fue devolverle la confianza a los colombianos (...) con su manera de gobernar, que resuelve problemas rápidamente en contacto directo con los ciudadanos y consigue resultados en temas como la seguridad".

A juicio de Santos, la decisión de Uribe de abrirse a un diálogo con las guerrillas y las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) "no se ve como una debilidad" ni "ha modificado" su perfil de presidente duro frente al terrorismo ante la comunidad internacional.

"Los colombianos no ven la decisión de negociar como una debilidad (...) para el Gobierno colombiano y la sociedad colombiana las negociaciones de paz son muy importantes, nos van a ahorrar muertos, nos permiten acelerar el tema de la seguridad y fortalecen la democracia colombiana de todas maneras", indicó.

"El presidente siempre ha sido muy claro frente al tema de las negociaciones, siempre dijo 'estoy listo', pero para bailar se necesitan dos y resulta que la otra pareja nunca quiso salir al baile (...) yo creo que la imagen del presidente, sobre todo a nivel de chancillerías, partidos y gobiernos --no de partidos de izquierda o comunismo europeo, que esos tienen una imagen que no van a cambiar por su visión del mundo-- es la de un presidente serio", agregó.