21 de noviembre de 2012

El Gobierno y las FARC acuerdan los canales de participación ciudadana en el proceso de paz

BOGOTÁ, 21 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) han acordado ya los canales por los que la ciudadanía podrá participar en el proceso de paz que se está desarrollando en La Habana, según informa Caracol Radio.

Al parecer, las partes han acordado crear una página web a la que los colombianos podrán acceder para formular sus propuestas sobre cada uno de los cinco puntos que forman la agenda temática del diálogo de paz, aunque con un espacio limitado.

Las propuestas se publicarán bajo anonimato y en varios idiomas, incluidos los dialectos indígenas y el lenguaje de señas, para garantizar que todos los colombianos que lo deseen pueden participar en el proceso de paz.

Tanto el Gobierno como las FARC podrán acceder a las propuestas y, en caso de que lo consideren oportuno, llevarlas a la mesa de negociación y publicar comentarios que serán revisados por los delegados noruegos para garantizar la veracidad de la información.

De acuerdo con la emisora colombiana, el Gobierno ya ha comprado varios dominios web para poner en marcha la página, que contará con un sistema de seguridad para evitar ataques. No obstante, todavía queda por decidir el nombre.

Además, el Ejecutivo y la guerrilla han acordado habilitar formularios en las Alcaldías para que los ciudadanos sin acceso a Internet puedan participar también en el proceso de paz.

El Gobierno y las FARC comenzaron el pasado lunes la segunda fase del diálogo de paz, que arrancó el mes de octubre en Oslo y que se prolongará hasta la próxima semana, cuando las partes tienen previsto comunicar los primeros avances y establecer un nuevo calendario de negociación.

Las partes tratan de resolver cinco décadas de enfrentamiento armado a partir de una agenda temático que versa sobre las condiciones del fin del conflicto, la participación política de las FARC, la compensación a las víctimas, la lucha contra el narcotráfico y desarrollo rural.