19 de abril de 2007

Colombia.- Más de 30.000 indígenas se mantienen incomunicados y sin alimentos tras la erupción del volcán Huila

BOGOTÁ, 19 Abr. (EUROPA PRESS) -

Más de 30.000 indígenas de los municipios afectados por la erupción del volcán nevado del Huila se encuentran incomunicados y sin la posibilidad de recibir alimentos. Las autoridades colombianas declararon en emergencia los resguardos de estos pobladores porque por los momentos es "imposible" llegar hasta esas zonas para prestarles ayuda.

Por otro lado, los alcaldes de esas localidades alertaron que desconocen la situación en la que viven muchas de estas personas, porque desde que se produjo la avalancha provocada por la erupción del volcán no han tenido ningún tipo de contacto con ellos. Se estima que son unos 31.820 hombres, mujeres y niños los que están afectados.

Los gobernadores hicieron esta declaratoria a través del Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC), en la que manifestaron su mayor preocupación por la situación en la que viven los habitantes del municipio de Belalcazar porque no tiene posibilidades de acceso ni por el departamento del Huila ni por el de Cauca, informó 'Radio Caracol'.

Por otro lado, advirtieron que los habitantes de las localidades afectadas por la avalancha están "gravemente afectados" por la contaminación del agua y del aire que amenaza con provocar enfermedades, además de las grandes pérdidas que dejó por la destrucción de los cultivos que es su medio de subsistencia.

El presidente de Colombia, Álvaro Uribe, visitó hoy parte de las zonas perjudicadas por la erupción del volcán y garantizó la reconstrucción de la infraestructura vial y la atención a la población en los departamentos de Huila y Cauca.

Los alcaldes de los cuatro municipios que continúan en alerta roja le entregarán en los próximo días a Uribe un documento en el que detallan la magnitud del desastre que provocó la avalancha y le pedirán que tenga como prioridad el restablecimiento de la red de comunicaciones.

Se espera que hoy tres helicópteros de la Cruz Roja lleguen a las localidades afectadas para hacer entrega de las primeras ayudas como agua, alimentos y asistencia de salud.