30 de enero de 2019

Colombia prohíbe la entrada al país a colaboradores del presidente venezolano Maduro

Colombia prohíbe la entrada al país a colaboradores del presidente venezolano Maduro
REUTERS / LUISA GONZALEZ - ARCHIVO

BOGOTÁ, 30 Ene. (R/EP) -

Las autoridades de Colombia han anunciado este miércoles que prohibirán la entrada al país de más de 200 colaboradores del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, en un intento de aumentar la presión diplomática sobre el Gobierno del país vecino.

El director de Migración Colombia, Christian Krüger, ha señalado que la decisión "soberana y discrecional" es parte de las medidas tomadas por el Grupo de Lima que buscan una salida a la crisis política en Venezuela.

"Son más de 200 personas incluidas en la lista de inadmitidos por su estrecha relación con el régimen de Nicolás Maduro, pero el número puede aumentar", ha explicado Krüger, en declaraciones concedidas a la agencia de noticias Reuters.

La medida comenzó a aplicarse con el rechazo del venezolano Ronald Ramírez, un funcionario que llegó en un vuelo chárter a Barranquilla para asumir el cargo como nuevo presidente de una empresa petroquímica estatal venezolana con sede en esa ciudad caribeña.

La decisión de Colombia ha tenido lugar en un momento en el que aumenta la lucha por el control de Venezuela entre el líder opositor Juan Guaidó, apoyado por Estados Unidos y otros gobiernos, y Maduro, quien tiene el respaldo de la cúpula militar, además de Rusia y China.

Colombia se ha convertido en el principal destino de los venezolanos que abandonan su país huyendo de la crisis política, económica y social. En su territorio cuenta con más de un millón de venezolanos y de seguir la tendencia, el Gobierno calcula que podrían llegar a ser cuatro millones para 2021.

Venezuela, rica en petróleo, se ha hundido en una crisis económica bajo el gobierno socialista del presidente Maduro. La hiperinflación, la escasez de medicinas y de alimentos ha propiciado la salida de cientos de miles de personas.

CRISIS POLÍTICA

El pasado 23 de enero, Guaidó se autoproclamó "presidente encargado" en respuesta a la decisión de Maduro de iniciar el 10 de enero un segundo mandato que ni la oposición ni gran parte de la comunidad internacional reconocen porque dicen que se basa en unas elecciones presidenciales, las del 20 de mayo, no democráticas.

Guaidó se ha fijado como 'hoja de ruta' cesar la "usurpación del poder" y crear un gobierno de transición que conduzca a la celebración de unas elecciones "libres". Estados Unidos, Canadá y la mayoría de los países de la región le han reconocido como "presidente encargado" y le han ofrecido su apoyo en esta "transición democrática".

En esta semana, la tensión de ha disparado en las calles. En estos días, al menos 43 personas han muerto y 850 han sido detenidas desde el 21 de enero, según el balance actualizado este martes por el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos.

Para leer más