24 de agosto de 2012

Santos afirma que el exjefe de seguridad de Uribe debe ser extraditado a Colombia

BOGOTÁ, 24 Ago. (EUROPA PRESS) -

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, ha declarado este viernes que el general retirado Mauricio Santoyo, exjefe de seguridad del exmandatario Álvaro Uribe (2002-2010), debe ser extraditado para que responda por el "tremendo daño" que hizo a Colombia, una vez que cumpla con la condena que le dicten en Estados Unidos.

Santoyo, de 53 años, se declaró el pasado lunes culpable ante el Tribunal Federal de Virginia (norte de Estados Unidos) de haber aceptado dinero de los paramilitares colombianos a cambio de información sobre las operaciones que tenían previsto poner en marcha las fuerzas de seguridad. Se espera que la sentencia sea leída a finales de noviembre.

"Es un caso muy delicado, un caso muy serio. Yo estoy realmente muy defraudado con este individuo: traicionó a su institución y a su país, hizo un tremendo daño", ha dicho Santos en el programa de radio 'En Línea con el Presidente'.

La situación de Santoyo, ha asegurado, es "un caso muy serio, porque él era jefe de seguridad y como tal asistió a los consejos de seguridad", es decir, "tenía acceso a todas la información de todas las operaciones".

Santos ha advertido del riesgo que supone "para la propia Policía o los miembros de las Fuerzas Militares que el enemigo estuviera enterado de las operaciones que se estaban haciendo" contra los grupos armados. "Eso me parece gravísimo", ha expresado.

Así, el mandatario ha pedido a la Fiscalía y la Procuraduría General en Bogotá acelerar las investigaciones y proceder a imputar a Santoyo por los delitos que haya cometido para que una vez que cumpla su condena en Estados Unidos y enfrente la justicia colombiana.