13 de enero de 2013

Colombia.- Un soldado liberado por las FARC podría ser condenado a 36 años de cárcel por su participación en una masacre

MADRID, 13 Ene. (EUROPA PRESS) -

El sargento Pedro José Guarnizo Ovalle; quien pasó cinco años secuestrado por las FARC, podría ser condenado a 36 años de cárcel por su supusta participación en una masacre de campesinos hace dos décadas, según el testimonio de la esposa de un integrante de la guerrilla colombiana.

Según el testimonio de la mujer, el sargento participó en una masacre el 20 diciembre de 1992 en Puerto Unión, Meta, donde murieron los campesinos Gustavo Jaramillo, Leovigildo Castellanos, Dumar Castellanos y José Ignacio Gutiérrez, simpatizantes de la Unión Patriótica.

Sin embargo, el abogado defensor Carlos Guarnizo Rincón considera que hay pruebas documentales y testimoniales que constatan que Guarnizo Ovalle, en ese momoento, estaba lejos del lugar donde ocurrió la masacre, en la base militar de Miraflores bajo tratamiento médico porque sufría de leishmaniasis, según declaraciones recogidas por Caracol Radio.

La mujer que entregó el testimonio para incriminar al sargento es Elvia María Triana Sánchez, esposa de un guerrillero de las FARC abatido por el Ejército. Según el abogado, el grupo rebelde dio instrucciones a los declarantes de incriminar a varios militares.