28 de abril de 2006

Colombia.- Uribe expresa su "pesar" y promete castigar a los asesinos de la hermana del ex presidente Gaviria

BOGOTÁ, 28 Abr. (EP/AP) -

El presidente colombiano Álvaro Uribe ha declarado su "pesar" por el asesinato de la hermana del ex presidente colombiano Cesar Gaviria la tarde de ayer jueves por unos desconocidos que intentaron secuestrarla tras un tiroteo en el que también falleció uno de los guardaespaldas de la víctima.

Liliana Gaviria, una agente inmobiliaria de 52 años de edad, fue asesinada la tarde del jueves por unos asaltantes desconocidos en la provincia de Risaralda, a 175 kilómetros al oeste de Bogotá.

César Gaviria fue presidente de Colombia entre 1990 y 1994, antes de convertirse en secretario general de la Organización de Estados Americanos. Actualmente es el máximo dirigente del partido Liberal, de la oposición.

"Nos duele. Nos duele enormemente que ocurran esos crímenes", afirmó el presidente Álvaro Uribe, que anunció una recompensa de casi 350.000 euros para encontrar a los culpables. "El Gobierno hara todo lo posible para asegurarse de que este crimen no quede sin castigo", señaló.

El alcalde de la cercana ciudad de Pereira, Uberney Martin, afirmó que entre cuatro y ocho hombres armados interceptaron el vehículo en el que viajaba Gaviria, que estaba acompañado por su servicio de escolta. Uno de sus guardaespaldas fue asesinado en el tiroteo que tuvo lugar y dos de los secuestradores fueron heridos. Sin embargo, los raptores pudieron reducir a la mujer y meterla en un coche.

El cuerpo de Gaviria, madre de dos hijos, fue encontrado sin vida 15 minutos después de su secuestro, en un municipio del área metropolitana conocido como Dosquebradas.