19 de noviembre de 2009

Colombia/Venezuela.- Chávez dice que lo que "menos" quiere "es una guerra" con Colombia y llama "desgraciado" a Uribe

Estudia impulsar una ley que permita derribar aviones vinculados al narcotráfico

CARACAS, 19 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente venezolano, Hugo Chávez, quiso dejar claro este miércoles que "lo menos que yo quiero es una guerra" con Colombia, después de que el domingo pasado instara a la población y al Ejército a prepararse "para la guerra" con Colombia en respuesta al acuerdo militar.

"Queremos la paz en Colombia y se lo decía a (Barack) Obama. A él no le importa la paz, creo que es peor que (George) Bush", denunció el presidente venezolano.

El mandatario calificó de "desgraciado" al ministro de Exteriores colombiano, Jaime Bermúdez, "como desgraciado es su presidente", Alvaro Uribe, al tiempo que acusó de "cinismo" al jefe de la diplomacia colombiana por considerar "decepcionante y paradógico" que la Unión de Defensa Sudamericana no se hubiera pronunciado sobre el "lenguaje bélico" empleado por Chávez contra Colombia. "Yo me siento más colombiano que Uribe, él no es colombiano nació en Colombia y es pitiyanqui", agregó.

"La amenaza viene de allá, estamos ante un imperio que no tiene límite y el Gobierno colombiano tampoco, es vergonzoso", denunció, aludiendo el reciente acuerdo militar suscrito entre Colombia y Estados Unidos en virtud del cual el Ejército estadounidense podrá desplegar 1.400 soldados y contratistas en hasta siete bases colombianas.

LEY DE TIRO

Chávez hizo estas declaraciones mientras adelantó que baraja impulsar la aprobación de la denominada 'Ley de Tiro de Destrucción' que, de acuerdo con el Derecho Internacional, permitiría al Gobiern bolivariano derribar a aviones vinculados al narcotráfico que sobrevuelen y violen su espacio aéreo, una ley que recordó ya está en vigor en Brasil.

"El paramilitarismo o la guerrilla son actores que nos perjudican, su presencia en la frontera nos hacen daño y de ahí nuestra posición", explicó el mandatario para justificar esta posibilidad.

Asimismo, Chávez hizo un llamamiento a "defender la Patria". "Es una responsabilidad que asumo no me importa lo que digan los oligarcas de aquí (Venezuela), de Colombia o el imperio yanqui", apostilló.

La Ley del Tiro de Destrucción aprobada por decreto en Brasil permite a sus fuerzas aéreas disparar contra los aviones sospechosos de estar ligados al narcotráfico cuando los pilotos se niegan a identificarse o desobedecen las órdenes de aterrizaje.

El pasado mes de septiembre, Chávez adelantó que estaba "revisando el derecho internacional" en relación a "la posibilidad de derribar aviones del narcotráfico". "Sepan los narcotraficantes de Colombia y los yanquis, que son bastantes", aseguró entonces.

El presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, sacó a colación recientemente con el Gobierno venezolano el caso reciente de un avión de caza modelo Sukhoi de la Fuerza Aérea venezolana que siguió a un avión sospechoso que rechazaba identificarse, aunque Chávez precisó que su homólogo brasileño no le propuso aprobar una ley similar en Venezuela.

"Yo quiero que la discutamos primero. A mí no me gusta, pero en Brasil la tienen", concluyó Chávez este miércoles, durante un encuentro preparatorio del I Congreso Socialista Unido de Venezuela (PSUV) que se celebrará este sábado.