11 de junio de 2009

Congresistas y expertos ven difícil constituyente en Colombia

BOGOTA (Reuters/EP) - La convocatoria de una asamblea constituyente para salvar la reelección presidencial en caso de que fracase un referendo que actualmente se tramita, es una posibilidad remota y compleja por ser un proceso exigente y largo, opinaron el jueves congresistas y expertos.

El tema de una constituyente surgió del legislador Roy Barreras, quien hace parte de la coalición que apoya al presidente Alvaro Uribe en el Congreso, quien dijo que con la propuesta "busca abrirle las puertas a la expresión popular".

El referendo que busca habilitar a Uribe para su segunda reelección inmediata se encuentra estancado a la espera de un trámite en una comisión de conciliación legislativa, después de que el Senado lo aprobó a partir del 2010 y la Cámara de Representantes del 2014.

La comisión de conciliación deberá definir si la segunda reelección puede darse para el próximo año o sólo para el 2014 como lo autorizó la cámara baja.

"En el país no está dado el momento para una convocatoria de ese orden", dijo el senador Gabriel Zapata para quien una constituyente podría convocarse al final de un proceso de paz con la guerrilla izquierdista.

El popular mandatario no ha dicho con claridad si está interesado en ser candidato en el 2010 para buscar su segunda reelección inmediata, mientras que el referendo, en caso de que supere la comisión de conciliación del Congreso, deberá ser enviado a la Corte Constitucional para que lo apruebe o lo niegue con base en conceptos jurídicos.

Si la corte lo autoriza debe ser convocado y un 25 por ciento de los electores habilitados, alrededor de 7,2 millones de personas, deberán participar votándolo a favor o en contra.

"Debe responder a inquietudes en temas como desplazamiento, desempleo y equilibrio de poderes, pero no para una aspiración personal", dijo el presidente de la Cámara de Representantes, Germán Varón.

Pero la convocatoria de una constituyente es un proceso mucho más largo y complejo que el mismo referendo y aunque permitiría tocar el poder judicial obligaría a suspender las actividades del Congreso mientras se cambia la Constitución.

Los presidentes de Venezuela, Hugo Chávez, y de Ecuador, Rafael Correa, convocaron a asambleas constituyentes para modificar las cartas fundamentales de sus países, lo que les permitió extender su tiempo en el cargo.

El experto en derecho constitucional Jaime Castro dijo que una constituyente en Colombia no es viable y que no hay el tiempo suficiente para hacerla en beneficio de Uribe como lo propone Barreras.

El Gobierno no se pronunció de inmediato sobre esa posibilidad y los propósitos específicos que tendría la misma.