24 de febrero de 2006

C.Rica.- Las "demandas de nulidad" contra el proceso retrasan sin fecha límite la proclamación del nuevo presidente

El PAC presentó un total de 599 demandas por irregularidades y hasta el lunes los partidos podrán presentar otras nuevas ante el TSE

SAN JOSE, 24 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) deberá resolver las hasta ahora 599 "demandas de nulidad" presentadas por el Partido Acción Ciudadana (PAC) por presuntas irregularidades en el proceso electoral antes de proclamar oficialmente el nombre del ganador de las presidenciales celebradas el pasado 5 de febrero en Costa Rica, donde finalizó el miércoles el escrutinio manual de los sufragios.

El Código Electoral, en su artículo 144, prevé además un plazo de tres días hábiles posteriores a la finalización del escrutinio presidencial para que los partidos interpongan sus reclamaciones. Ese plazo vencerá el lunes a las 15.40 hora local (22.40 hora española), con lo que podría aumentar el número de denuncias por anomalías. Su resolución no tiene una fecha límite.

"No me atrevo a dar una fecha de declaración de presidente (electo). Lo haremos lo más pronto que podamos", dijo ayer el presidente del TSE, Oscar Fonseca, quien agradeció al pueblo de Costa Rica "la comprensión y paciencia" mostradas. "Y todavía les pido más paciencia para que el Tribunal pueda realizar la declaratoria definitiva", agregó.

Asimismo, Fonseca también agradeció a los partidos políticos, a los fiscales, al personal del Tribunal y a los ciudadanos el "sentido patriótico" demostrado tras la elección del pasado 5 de febrero y confirmó que hoy comenzará el recuento de votos para diputados.

Al cerrar ayer el escrutinio manual de votos para presidente de la República, con un total de 1.623.959 de sufragios válidos emitidos, el candidato del Partido Liberación Nacional (PLN), Oscar Arias, obtuvo 664.545 votos, es decir, el 40,92% del respaldo electoral.

Así, Arias superó en 18.167 votos a su más cercano competidor el candidato del Partido Acción Ciudadana (PAC), Ottón Solís, quien logró 646.378 sufragios, es decir, el 39,80% del respaldo electoral. Eso implica una diferencia en favor del liberacionista de 1,12 puntos porcentuales.

Desde las elecciones de 1966 no se registra en el país una diferencia tan reducida entre el ganador y el segundo. En ese escrutinio, José Joaquín Trejos Fernández, del Partido Unificación Nacional, tuvo una ventaja de 4.220 votos sobre Daniel Oduber Quirós, del PLN.

Para ganar la elección en primera vuelta, el candidato triunfador debe obtener al menos el 40% de los votos. En caso contrario, los dos candidatos más votados deberán disputar una segunda vuelta electoral, que se celebraría el próximo abril.

Los magistrados del TSE, junto con funcionarios de la entidad y fiscales de varios partidos, revisaron una a una las papeletas de 6.163 mesas de votación. Ayer la última mesa que se revisó fue la número 6.143 de Río Jiménez de Guácimo, Limón. Allí, Arias obtuvo 121 votos y Solís, 54. Una hora después el Tribunal envió a los medios de comunicación una copia de las actas del escrutinio.