16 de mayo de 2006

Cuba.- Castro considera que ser incluido por la revista 'Forbes' entre los más ricos del mundo es una "porquería"

LA HABANA, 16 May. (EP/AP) -

Rodeado por las figuras más importantes de su Gobierno, el presidente Fidel Castro salió el lunes por la noche al paso de una información publicada por la revista Forbes en la cual se le incluye entre los líderes políticos más ricos del planeta y consideró el artículo como una "porquería".

"Me repugnaba el asunto este... asco me daba", aseguró Castro en una comparecencia especial en la televisión cubana.

'Forbes', una revista financiera estadounidense elabora anualmente una lista con los más adinerados del planeta, en esta ocasión a Castro le estimaron una fortuna de 900 millones de dólares, incluso por encima de la Reina Isabel II de Inglaterra.

Vestido con su uniforme verde olivo, Castro manifestó que le indignaba pensar en los atletas, intelectuales y ciudadanos que habían llevado adelante la revolución y ahora se encontraban ante esta calumnia.

Según 'Forbes', Castro sacó sus recursos de lucrar con instalaciones de convenciones y hoteles, exportaciones de vacunas y de las utilidades de la Corporación CIMEX.

No hay constancia que Castro tenga participación en dichas empresas. En ocasiones anteriores la revista ya incluyó al mandatario en su grupo de millonarios y este desmintió la información.

Se trata de una "falta de profesionalidad y escrúpulos" de Forbes, señaló Francisco Soberón, presidente del Banco Central de la isla y participante del panel televisivo. El funcionario dudó de la seriedad del método para estimar la fortuna de Castro.

"Se trata de una evidente acción de los servicios de inteligencia de Estados Unidos", manifestó el funcionario para quien lo que se pretende es desprestigiar a Cuba con semejante noticia.

Soberón explicó largamente los mecanismos de control internos de la isla de gobierno comunista como, por ejemplo, la imposibilidad de que las empresas (CIMEX o cualquier otro) tengan acceso a dólares.

"Es totalmente improbable que alguien de la alta dirección de la revolución pueda disponer de cuentas personales en el exterior", aseguró. Castro es "un ejemplo de honestidad y pulcritud", destacó Soberón.

Unos minutos después el ministro de Cultura, Abel Prieto, calificó de "mentira" y una "barbaridad" el asunto.

"Hay un círculo donde se mueve la mentira para legitimarla", reflexionó Prieto, quien habló de la forma en que los medios de información son usados para manipular a la gente en el mundo y pretender desprestigiar a la isla. "No hay nada en la historia de Fidel de apego por lo material. Escogieron mal al millonario", dijo.