30 de agosto de 2007

Cuba.- Congresistas cubanoamericanos critican la política de Zapatero respecto a Cuba y su "presunto liderazgo" en la UE

BUDAPEST, 30 Ago. (EP/AP) -

Un grupo de congresistas cubanoamericanos criticó hoy en Hungría la política dal presidente del Ejecutivo español, José Luis Rodríguez Zapatero, respecto a Cuba, a quien acusan de ser el gobierno que "más contribuyó con la dictadura totalitaria y apartheid" de la isla.

En concreto mostraron su desacuerdo con las inversiones españolas en la isla y con el seguidismo que hace la Unión Europea a España en ese tema, ante lo cual consideraron que los países de Europa oriental son los más indicados para liderar el proceso de cambio en Cuba.

"España aún pareciera estar en el siglo XIX, defendiendo intereses colonialistas con respecto a Cuba", sostuvo el legislador republicano por Florida Lincoln Díaz Balart. "En la UE existe una aceptación muy grande del presunto liderazgo de España en el tema de Cuba", añadió.

"¿A qué se debe este consenso español de apoyo al régimen en Cuba? Por eso es que países como Hungría tienen que ser enérgicos", exigió el legislador.

El también representante republicano por Florida y hermano del anterior, Mario Diaz Balart, manifestó que el Gobierno de Rodríguez Zapatero es uno de los que "más contribuyó con la dictadura totalitaria y apartheid de Cuba".

Los legisladores, demócratas y republicanos, exigieron a Hungría y a otras ex repúblicas comunistas que lideren los cambios democráticos en La Habana, debido al mejor conocimiento que poseen de la realidad cubana y a los procesos de transición de regímenes totalitarios a sistemas democráticos realizados por estas naciones.

"Un país que ha pasado por esta experiencia, puede desempeñar un papel importante asistiendo y respaldando la democracia en Cuba", expresó el representante demócrata por Nueva Jersey Albio Sires.

La delegación cubano estadounidense expresó su deseo de que tanto Hungría como la UE en su conjunto contribuyan con los cambios en la isla a ayudar a los opositores cubanos para que se puedan celebrar elecciones libres tras la muerte de Fidel Castro.