5 de mayo de 2006

Cuba.- Cuba aboga por la cooperación en la defensa de su candidatura para el Consejo de Derechos Humanos de la ONU

NUEVA YORK, 5 May. (EUROPA PRESS) -

Cuba defendió hoy su candidatura para pertenecer al recién creado Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas con garantías de que contribuirá a la consolidación de un enfoque de cooperación y entendimiento en los trabajos de este mecanismo.

En una nota difundida en la sede de la ONU, en Nueva York, la isla caribeña asegura que su experiencia estará en función de evitar que se trasladen a este nuevo organismo "las perniciosas prácticas de confrontación y condena injusta a los pueblos subdesarrollados", según informa la agencia 'Prensa Latina'.

Cuba figura entre los 11 países de América Latina y el Caribe que hasta ahora han manifestado su deseo de ocupar uno de los ocho asientos reservados en el nuevo Consejo a esta región. La lista de candidatos incluye a Argentina, Brasil, Ecuador, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Perú, Uruguay y Venezuela. Las elecciones para ocupar los 47 asientos en ese nuevo organismo de la ONU está prevista para el próximo día 9 en la Asamblea General.

La voluntad de Cuba de ingresar en el Consejo tiene entre sus objetivos aprender de "todos aquellos que tengan buenas prácticas que transmitir" en materia de Derechos Humanos. "Seguiremos buscando respuestas efectivas a las aspiraciones comunes de todos los pueblos, en particular de aquellos que vivimos en el sur del planeta", señala la declaración de la Misión Diplomática de Cuba.

En la defensa de su candidatura a miembro del Consejo, Cuba destacó sus "logros reconocidos internacionalmente" en los campos de salud, educación, ciencias, cultura y deportes. El texto también señala que el más importante "atributo y derecho" asegurado por los cubanos es el "pleno ejercicio de su derecho a la libre determinación, enfrentando las graves amenazas de la política de hostilidad, agresiones y bloqueo del Gobierno de Estados Unidos".

La creación del Consejo de Derechos Humanos fue aprobado el pasado marzo por la Asamblea General de la ONU, con la oposición de Estados Unidos, y sustituirá a la Comisión encargada de estos asuntos, con sede en Ginebra, la cual cesó sus funciones ese mismo mes.