22 de noviembre de 2010

Cuba.- Disidente cubano denuncia que el Gobierno español incumple su promesa al no concederle el asilo político

GIJÓN/OVIEDO, 22 Nov. (EUROPA PRESS) -

Uno de los ex presos políticos cubanos afincado en Gijón gracias a un acuerdo entre La Habana y la Iglesia cubana ha denunciado este lunes que el Gobierno español ha incumplido su promesa de concederle el estatus de refugiado político en tres meses.

La tramitación de esa solicitud se demorará ahora un año porque se hará por vía ordinaria y no urgente, denuncia Omar Rodríguez, que se queja de que el Ejecutivo usó con él "juegos de palabras".

En rueda de prensa en la sede gijonesa del PP, ha agradecido la acogida que le ha dispensado la ciudad, pero se ha quejado de la situación en la que se encuentra, con un carné provisional que legaliza su estancia en el país, pero que debe renovar cada tres meses. La falta de papeles también le impide buscar trabajo y tampoco puede viajar fuera de España. Mientras, vive de la ayuda que le da la ONG Accem, "modesta, pero agradecida", ha apuntado.

El fotoperiodista cubano ha defendido, tras pasar en la cárcel siete años y cuatro meses, su derecho a ser reconocido como refugiado político "para poder tener un proyecto de vida y poder finalmente decir que somos libres", ha dicho. "Me tienen inmovilizado", ha denunciado este ex preso político que vive con su mujer y tres hijos.

Asegura que el único crimen que le llevó a la cárcel fue ejercer periodismo independiente y pretender hacer uso de su derecho a la libertad de expresión. A Rodríguez lo condenaron a 27 años de prisión pero nunca le comunicaron el delito del que le acusaban.

Gracias a la mediación del cardenal Jaime Ortega, arzobispo de La Habana, Rodríguez fue excarcelado junto a otros 39 reclusos con la condición de que viajara a España. Hace cuatro meses que reside en Gijón, localidad a la que recientemente llegó un segundo disidente, Horacio Piña.

Todavía quedan en las cárceles cubanas 11 disidentes de los 75 detenidos en la ola de represión de 2003. "Hoy día no se justifica su permanencia en prisión", ha indicado después de instar a la comunidad internacional a defender los derechos humanos en Cuba.

También ha aprovechado para hacer un llamamiento a la solidaridad con el pueblo cubano frente a "un régimen de terror" encabezado por Fidel Castro, uno de los hombres más ricos del mundo según él.

Rodríguez ha alertado de que mucha de la ayuda que dan terceros países nunca llega a la población cubana y ha puesto el ejemplo de las partidas que el Ayuntamiento de Gijón destinó a la restauración del malecón de La Habana. "Hasta donde yo sé, nunca se hizo nada sustancial", ha dicho para indicar después que todas esas edificaciones "están prácticamente muertas".