4 de agosto de 2006

Cuba.- Los exiliados buscan similitudes entre la transición española y el cambio de régimen en Cuba

MIAMI, 4 Ago. (del enviado especial de EUROPA PRESS Carlos López) -

Los exiliados cubanos buscan por todas partes fórmulas que puedan servir de modelo para una futura transición pacífica en la isla dentro de un marco democrático, lo que la mayor parte de los responsables de las organizaciones de apoyo a la oposición interna creen hallar en el ejemplo de cómo España dejó atrás la dictadura franquista.

La figura del ex presidente del Gobierno español Adolfo Suárez suena repetidamente entre el exilio cubano como un ejemplo de político que se echa en falta para el momento de cambio que pueda vivir la isla. "Nos faltan Adolfo Suárez o Felipe González", señala en declaraciones a Europa Press el presidente de Acción Democrática Cubana, Juan Carlos Acosta.

Identificándose con la social-democracia europea, Acosta lamenta que en Cuba "no se puedan identificar a un Adolfo Suárez, un Rey y no hay posibilidad de figuras como Felipe González que con la muerte de (Francisco) Franco estuvieran presentes en las calles", resalta este veterano combatiente del régimen castrista.

Las diferencias son mayores si se tiene en cuenta, según asegura Acosta, que en el caso español la dictadura terminó con la muerte de Franco, mientras que en el caso cubano, tras el optimismo de los primeros días, comienza a darse por sentado que el castrismo "no va a desaparecer pronto (...) Habrá un desmantelamiento paulatino".

El presidente de Acción Democrática afirma que con Raúl Castro (sucesor en el poder de Fidel) "habrá mínimos cambios y reajustes", pero sólo será a largo plazo y "cuando desaparezcan los Castro" cuando se desmantele el régimen. Acosta mantiene no obstante que la oposición interna en Cuba cuenta con elementos morales "como Vladimiro Roca" capaces de llevar la democracia pero que actualmente carecen de reconocimiento oficial.

SENTIMIENTOS ENCONTRADOS CON ESPAÑA.

Lo que tienen claro desde el Directorio Democrático Cubano es que la diferencia con el modelo de transición español es que en Cuba "no deberá haber un pacto de amnistía". "Tiene que haber justicia con las personas que tienen las manos embarradas de sangre", señala el vicepresidente de la organización, Calixto Navarro.

En el Directorio Democrático Cubano se asegura que en Cuba, Castro es la imagen del caudillo y no comprenden como el ministro español de Asuntos Exteriores, Miguel Angel Moratinos, "pudo desear una pronta recuperación" a Castro. "Es absurdo, es como si con Franco hubieran deseado a los españoles la pronta recuperación del Caudillo de España", resalta Navarro.