13 de junio de 2006

Cuba.- La Habana niega estar "hostigando" a la Sección de Intereses de EEUU y acusa a Washington de inventarse la crisis

LA HABANA, 13 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno cubano acusó hoy a las autoridades de Estados Unidos de inventar pretextos, con participación de la Oficina de Intereses de Estados Unidos en La Habana (SINA), dirigidos a crear una crisis diplomática, eliminar los acuerdos migratorios y cortar las compras de alimentos.

En un editorial publicado este martes por el periódico oficial 'Granma', recogido por Europa Press, La Habana niega haber realizado alguna "acción hostil" contra la SINA, tal como han querido presentar ciertos diarios norteamericanos y portavoces de la administración de George W. Bush.

"Mienten descaradamente El Nuevo Herald (de Miami) y los voceros del Gobierno de Estados Unidos cuando responsabilizan a nuestro gobierno con un supuesto corte de servicio eléctrico y la disminución del suministro de agua potable a la Oficina de Intereses", afirma Granma en su editorial.

Además, recuerda que a pesar de las "acciones subversivas" de la legación norteamericana en la isla y la provocación que representa el panel lumínico emplazado frente a la Sección de Intereses, mediante el cual se difunden mensajes anticubanos, "esa oficina nunca ha estado bajo asedio, ni ha sido agredida de manera abierta o velada".

Las últimas imputaciones contra Cuba tienen también como "pérfido objetivo" desviar la atención del verdadero problema, el carácter "subversivo y provocador" de las acciones de la SINA, subraya el diario oficial, que acusa a la Sección de Intereses de ser la sede de un "devenido estado mayor de la contrarrevolución".

"Tal vez piensan que Cuba teme a las provocaciones constantes que urden contra nuestra Patria y a las consecuencias de una ruptura de los mínimos vínculos existentes, bastante deteriorados ya por la inmoral y cínica política que viene desarrollando la administración de Bush", sentenció.