4 de abril de 2007

Cuba.- Una ONG critica a Moratinos por no recibir a los disidentes y comprende a los que no quieren ver a Sandomingo

MADRID, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

La ONG 'Solidaridad Española con Cuba' considera un "grave error" que el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Angel Moratinos, no se haya reunido con disidentes durante su estancia en La Habana, y comprende que ahora una parte de los grupos opositores no quiera verse con el miembro de la delegación que se ha quedado en la isla para recibirlos en las próximas horas.

Una vez finalizada la visita oficial de Moratinos a la isla, el director general para Iberoamérica del Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Javier Sandomingo, ha convocado a los opositores a un encuentro en la Embajada de España en La Habana, tal como adelantó la semana pasada Europa Press.

Damas de Blanco --madres y esposas de presos políticos--, Vladimiro Roca --del movimiento Todos Unidos--, Oswaldo Payá --del Movimiento Cristiano de Liberación-- y Marta Beatriz Roque --de la Asamblea para Promover la Sociedad Civil-- no irán a la reunión porque, según la ONG, tienen su "amor propio" y no quieren ser el "segundo o tercer plato" de las relaciones diplomáticas entre Madrid y La Habana.

"Nosotros entendemos esta decisión y consideramos que el gesto del ministro es una falta de solidaridad con los opositores, y con el pueblo cubano, que en su mayoría desea gozar de la democracia y las libertades como hacemos sus hermanos españoles", añade la ONG, que pide al Rey "solidaridad" también con las víctimas, tras conocerse la carta que ha enviado Don Juan Carlos a Castro a través de Moratinos.

Por otro lado, considera que el acuerdo firmado acerca de los Derechos Humanos no parece "sustancioso", ya que el ministro cubano de Exteriores, Pérez Roque, se ha apresurado en aclarar que sólo se trata de "intercambiar experiencias" y nunca de tratar "la situación interna de España o Cuba" o de los presos de conciencia, "que no son reconocidos como tales por el ministro cubano".

"El mayor error del ministro es no reunirse con los opositores y muy especialmente con las Damas de Blanco y Oswaldo Payá, ambos Premio Sajarov por el Parlamento Europeo. Este gesto es una falta de solidaridad, e incluso puede considerarse un desaire a estas valientes personas que apoyan la democracia en Cuba", añadió.

Según recuerda la ONG, esta visita recuerda a la que realizó en 1998 el entonces ministro de Asuntos Exteriores, Abel Matutes, para retomar también "relaciones plenas" con el Gobierno cubano. "Pero al menos en aquella ocasión el ministro sí se reunió con la oposición. Y además el clima represivo ahora es ahora mucho peor", remachó.

Por último, asegura que conociendo el modus operandi del Gobierno cubano, cabe esperar que sean excarcelados dos o tres presos de conciencia "por problemas de salud". "Estas medidas, positivas para estas personas, no arreglan ni antes ni ahora el tema de fondo, que es la falta de libertades y democracia en Cuba", sentenció.