12 de mayo de 2006

C.Viena.- Brasil asegura que Bolivia ha admitido la posibilidad de compensaciones en las negociaciones con Petrobras

VIENA, 12 May. (de la enviada especial de EUROPA PRESS Clara Pinar) -

El ministro de Asuntos Exteriores de Brasil, Celso Amorim, indicó hoy que el Gobierno de Bolivia admitió la posibilidad de autorizar algún tipo de compensación para Petrobras, una de las petroleras con mayor presencia en el país andino y que ya negocia con La Paz los términos de su continuidad después de la nacionalización de los hidrocarburos bolivianos.

En una rueda de prensa durante su participación en la Cumbre de Viena, Amorim se mostró satisfecho por la marcha de las conversaciones y por la reunión que mantuvieron recientemente los ministros de la Energía de Brasil y Bolivia, en la que el Gobierno de La Paz "ha dicho que quiere más inversión, que tendrá que hacerse de forma negociada, gradual, o incluso admitir la idea de las compensaciones".

También dijo haber leído en la prensa de Bolivia manifestaciones de distintas autoridades por las que "me he dado cuenta que hay una distinción entre compensación por derecho de explotación y por los activos y la tecnología".

Por su parte, aseguró que "tiene que haber una compensación" y apuntó que "Petrobras está en Bolivia a través de diferentes instrumentos y la protección jurídica de Petrobras está conectada a distintos instrumentos que incluyen la cuestión de suministro y precio".

Constató que "las inversiones hechas por Brasil --bienes equipamiento o tecnología-- si pasan a un control diferente tendrá que ser compensadas de alguna manera". Aunque dijo desconocer cómo serían estas eventuales compensaciones, aseguró el apoyo de su Gobierno a la petrolera brasileña en sus negociaciones con La Paz.

"Brasil prefiere una política de buena vecindad pero no excluye, y eso lo quiero subrayar, defender con energía nuestros intereses, la imagen de Petrobras, que es una empresa de que la que todos nos enorgullecemos, y también defender los intereses brasileños", algo que apostó hacer "por el diálogo".

Las manifestaciones que Amorim puso en boca del Gobierno boliviano contrastan con las declaraciones que hizo ayer el presidente Evo Morales nada más llegar al centro de congresos donde se celebra la Cumbre Viena. Entonces, Morales aseguró que no se plantea "indemnizar" a las petroleras porque no hay "expropiación".

El ministro brasileño aseveró que "las conversaciones que mantenemos bilateralmente y los documentos que firmamos tiene para nosotros más valor de lo que a veces se dice en público y que está influido por factores ajenos a la negociación".