Defensa de Rafael Correa denuncia ante la ONU la falta de independencia en la justicia ecuatoriana

Defensa de Rafael Correa denuncia ante la ONU la falta de independencia en la justicia ecuatoriana
18 de septiembre de 2018 REUTERS / MARIANA BAZO

QUITO, 18 Sep. (Notimérica) -

Los abogados del expresidente de Ecuador Rafael Correa han denunciado ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU) lo que han calificado como falta de independencia de las autoridades judiciales en el país.

El abogado Christophe Marchand y el jurista Ludovic Hennebel han denunciado en un comunicado la persecución judicial de magistrados, fiscales y abogados en relación a la investigación en la que Correa se encuentra envuelto.

La denuncia ha sido presentada ante el relator especial de la ONU, Diego García-Sayán, y señala la violación de derechos humanos y libertades, así como "la manipulación de las autoridades judiciales por el Ejecutivo y por actores que sirven a los intereses de este".

Han asegurado que el expresidente está siendo procesado en el caso Balda sin pruebas y, por lo tanto, se están violando las reglas básicas de la justicia con el fin de evitar que Correa participe en la política del país.

EVACUACIÓN

También hoy el ex jefe del Ejército de Ecuador Luis Castro ha dicho que fue Correa quien dio la orden para que fuerzas militares lo evacuasen del hospital donde se encontraba en septiembre de 2010 y en cuya acción murieron 5 personas.

El 30 de septiembre de 2010 oficiales de la Policía Nacional se sublevaron para pedir la derogación de la Ley de Servicio Público, que recortaba sus bonificaciones y aumentaba los períodos necesarios para ascender. Rafael Correa fue agredido por policías durante las revueltas y fue trasladado al hospital durante varias horas, rodeado de efectivos de los sublevados.

Entonces, se desarrolló un operativo militar que permitió sacar al expresidente de allí pero durante las maniobras perdieron la vida dos policías, dos militares y un civil.

Durante el juicio por la muerte de uno de los policías el general Luis Castro ha asegurado que fue Correa quien dio la orden de intervenir. "La orden, obviamente, vino de la autoridad máxima, del comandante y jefe supremo, que siempre ha sido el comandante máximo de las Fuerzas Armadas", ha dicho Castro.

Ha afirmado además que en el operativo había la "intención de persuadir; no había que enfrentarse, había que llegar allá pacíficamente y obviamente entrar". Asegura que la acción de los militares fue en legítima defensa ya que las armas "no fueron cargadas".