23 de septiembre de 2015

Un delator del caso Petrobras indica que Cunha "tenía la última palabra"

BRASILIA, 23 Sep. (Notimérica) -

El nuevo delator de la Operación Lava Jato, Eduardo Vaz Costa Musa, ex gerente general del área Internacional de Petrobras, ha señalado este miércoles que el presidente de la Cámara de Diputados, Eduardo Cunha, del Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), era quien "tenía la última palabra" para nombrar al director Internacional de la estatal.

Musa es el segundo delator que apunta a la participación de Cunha en el esquema de corrupción de Lava Jato, después de que el ex consultor de la empresa de Setal Júlio Camargo indicara ante la Justicia que el presidente de la Cámara le había presionado para pagar 10 millones de dólares en propinas para impulsar el contrato de los polémicos barcos-sonda.

Musa ha testificado que João Augusto Henriques --señalado como intermediario del PMDB en el esquema-- "consiguió reemplazar a Jorge Luiz Zelada para director internacional de Petrobras con el apoyo del PMDB del estado de Minas Gerais" pero que "quien tenía la palabra final era el diputado Eduardo Cunha".

Zelada sustituyó a Nestor Cerveró en el puesto en 2008 y los dos ex directores han sido encarcelados por estar envueltos en el esquema de corrupción. Ahora Musa, que hizo estas declaraciones el pasado día 10 de septiembre al juez Sergio Moro, está acusado junto a Zelada y Henriques de recibir una propina de 31 millones de dólares de la empresa china TMT.

En su declaración, Musa ha indicado que Henriques "era un 'lobista' vinculado al PMDB que mantenía su influencia en el área Internacional y de Ingeniería de Petrobras, y posiblemente en el área de Exploración y Producción", además de tener influencia en otros ejecutivos de la estatal.

Henriques fue detenido este lunes y los investigadores sospechan que, a través de su empresa, Tren Empreendimentos, recibió también propinas de las empresas que formaban parte del cártel que dividía los contratos de Petrobras.

En la nota del diario 'El Estado de Sao Paulo', la asesoría de prensa del PMDB ha negado las acusaciones y ha indicado que nunca autorizó a ningún miembro del partido a actuar como intermediario para obtener beneficios.

Por su parte, la defensa de Cunha, que había negado cualquier relación del presidente de la Cámara en el caso de corrupción ante la acusación que se le realizó en julio, no se ha manifestado al respecto porque todavía no ha tenido acceso al testimonio de Musa, ha indicado.