27 de abril de 2015

Denuncian serias irregularidades en el voto electrónico en Argentina

Denuncian serias irregularidades en el voto electrónico en Argentina
PRENSA.ARGENTINA.AR

BUENOS AIRES, 27 Abr. (Notimérica) -

   Desde varios sectores han denunciado la polémica decisión de utilizar el voto electrónico en varios lugares de Argentina por la amplia posibilidad de realizar fraude y la imposibilidad de fiscalizar el voto, hasta el punto de que en la provincia de Salta han solicitado volver al voto tradicional.

   La fuerza política Frente Romero + Olmedo, de la provincia de Salta (Argentina), ha presentado una denuncia ante el Tribunal Electoral de la provincia en la que señala las "graves irregularidades" en las primarias provinciales del pasado 12 de abril y solicita la rescisión del contrato con la empresa contratante del voto electrónico.

   Según la denuncia, las irregularidades observadas evidencian que el voto electrónico "vulnera la universalidad, obligatoriedad y el secreto del sufragio y se muestra permeable al despliegue de maniobras fraudulentas", por lo que plantean su inconstitucionalidad y su necesaria revocación.

   Las irregularidades denunciadas incluyen la falta de certificados de homologación de varias máquinas de voto, los fallos masivos que provocaron el reemplazo discrecional de unas máquinas por otras 'in situ' y sin supervisión judicial o la falta de identificación y aptitud de los técnicos, entre otras.

   Además, estos mismos técnicos se habrían hecho cargo de los DVDs que contenían los resultados y los habrían insertado, sacado o manipulado sin ningún tipo de control, según consta en denuncias policiales presentadas por votantes.

VOTO ELECTRÓNICO EN BUENOS AIRES

   La Fundación Vía Libre, que en varias ocasiones ha alertado sobre los peligros del voto electrónico, ha publicitado esta denuncia, así como el informe realizado por la propia empresa, Magic Software Argentina (MSA), en el cual reconocen numerosos fallos durante los comicios.

   "Todas estas cuestiones deben ser observadas con miras a las elecciones en la ciudad de Buenos Aires, que, de no mediar cambios, utilizarán estos mismos servicios para las elecciones generales el próximo 5 de julio", señala la Fundación Vía Libre.

   El informe de MSA publicado por Vía Libre reconoce que, efectivamente, algunos de los modelos de sus máquinas no funcionan de forma idónea y lista más de 300 fallos en el proceso de voto de Salta. En las elecciones primarias de la ciudad de Buenos Aires el pasado 26 de abril, los votantes pudieron aprender y preguntar sobre las máquinas de voto electrónico que la Municipalidad puso a disposición para preparar al electorado de cara a las elecciones del 5 de julio. 

   La secretaria administrativa de Vía Libre, Beatriz Busaniche, criticó a la Defensoría del Pueblo de Buenos Aires por promocionar el sistema electrónico: "La Defensoría está para cuidar tus derechos, no para el marketing de una empresa", dijo en relación a MSA.

MÁS DENUNCIAS

   La abogada y miembro de Transparencia Internacional, Delia Ferreira, denunció que tras recorrer diez escuelas donde había máquinas de prueba y preguntar a técnicos de la empresa y expertos, las respuestas fueron contradictorias o vagas. "En materia de elecciones necesitamos garantías, no magia", declaró Ferreira.

   Según Ferreira, cuando preguntaba la forma en que se contaban los votos, obtuvo respuestas de lo más dispares, e incluso denuncia que desde Defensoría le respondieron: "Esa no es una cuestión que importe a los ciudadanos, eso lo saben las altas esferas", y que un experto le dijo que "usted tiene que confiar en la máquina".

   Desde la propia empresa, señaló Ferreira, le dijeron que el sistema sólo lo puede controlar la empresa, ya que es de su propiedad y que "nadie lo puede ver", lo cual atenta gravemente contra el derecho de fiscalizar el voto que tiene todo ciudadano.

   El programador Javier Smaldone, crítico con el voto electrónico, ha asegurado que las papeletas de voto electrónico tienen un chip que puede ser leído o grabado con un teléfono móvil a cierta distancia y mostró en su cuenta de Twitter un ejemplo con una papeleta de prueba en Buenos Aires.

   Sin embargo, desde MSA se han desmarcado de todas estas denuncias y han señalado la seguridad de su sistema y la imposibilidad de grabar el chip de la papeleta, achacando la prueba de Smaldone a que eran papeletas "en modo capacitación", argumentos que han sido desechados por la Fundación Vía Libre.