12 de febrero de 2007

Ecuador.- El Congreso dice que está dispuesto a resolver conflicto sobre la consulta popular pero sin amenazas

QUITO, 12 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Congreso de Ecuador, Jorge Cevallos, manifestó hoy su intención de resolver de inmediato el conflicto sobre la convocatoria a una consulta popular para decidir la Asamblea Nacional Constituyente, pero advirtió que no lo hará bajo amenazas.

"Hay una necesidad inmediata de encontrar una salida a esto por el pedido de un gran sector de ecuatorianos a quien sí respetamos y a quien tenemos que hacer caso, pero a las imposiciones y a las amenazas no", indicó Cevallos a la prensa local. El Congreso tiene prevista hoy una sesión extraordinaria para tratar este tema.

Algunos parlamentarios opositores a Correa se niegan a que la Asamblea Constituyente tenga plenos poderes para legislar sobre todos los temas ya que restaría poder a los congresistas en su labor de legislar. Esta es una condición que exige el Gobierno para convocar y que es considera la traba que impide llegar a un acuerdo.

Los simpatizantes del presidente ecuatoriano organizaron para hoy una concentración para exigir la aprobación inmediata de la convocatoria a la consulta popular. A este respecto, Cevallos alertó que las "marchas, amenazas y movilizaciones contra el Congreso crean incertidumbre" y pidió al Gobierno que brinde garantías de seguridad para que "puedan trabajar con la tranquilidad del caso".

DECISIÓN ESTA SEMANA

Correa dio plazo hasta esta semana para que el Congreso defina todo lo concerniente al referéndum para la Asamblea Constituyente, de lo contrario será el Ejecutivo quien haga el llamamiento ante el Tribunal Supremo Electoral (TSE).

Del pronunciamiento que emita hoy el Legislativo dependerá que el Ejecutivo ponga en marcha la creación de un 'Tribunal Adhoc' que se encargará de ejecutar la consulta popular, informó el diario local 'La Hora'.

El ministro de la Política, Gustavo Larrea, aclaró que el presidente Correa "tiene plena potestad para convocarla (la consulta) y el TSE debe tramitarla. El organismo electoral decidió consultarle al Congreso y esperamos que este responda hoy en sesión extraordinaria".

Larrea señaló que mantendrán la fecha del 18 marzo para la consulta, tal y como lo había anunciado el mandatario ecuatoriano. Sin embargo, señaló que algunos vocales del TSE "han manifestado que existe un problema operativo para cumplirlo", por lo que no descartó que exista un retraso de "una o dos semanas y estamos dispuestos a flexibilizar nuestra posición de acuerdo con los plazos contemplados en la Ley de Elecciones".

Aseguró además que "no se desconocerá ningún poder del Estado" y calificó estas versiones como una "calumnia en contra del Gobierno". En este sentido, aclaró que la "Asamblea debe emitir sus resoluciones, pero tampoco puede estar destituyendo al presidente, Vicepresidente, Corte Suprema y otros cargos".