3 de enero de 2006

Ecuador.- Palacio acusa al Congreso de impedir la reforma política que le permita "refundar" el país

QUITO, 3 Ene. (EP/AP) -

El presidente ecuatoriano, Alfredo Palacio, acusó este lunes al Congreso y al Tribunal Electoral de impedir una reforma política que le permita cumplir su promesa de refundar el país.

"El poder político no ha demostrado interés por la reforma política, sólo para retardar su discusión y finalmente impedirla", afirmó en la radio y televisión estatal.

Asimismo, Palacio indicó que su Gobierno "ha agotado esfuerzos" buscando las reformas a organismos estatales, elecciones y partidos políticos, pero que "el poder político representado en el Congreso y en el tribunal electoral ... no ha permitido que se inicie ningún proceso que conduzca a la instalación de una asamblea constituyente".

Palacio expresó que la asamblea es "el último y definitivo escenario donde discutir los grandes acuerdos nacionales y tomar decisiones propias que cambien el estado caduco".

También aseguró que el Congreso ha justificado su inacción en este tema aduciendo la vigencia de una disposición legal que fija el plazo de un año, entre el primero y segundo debate, para cualquier reforma a la Constitución, lo que es conocido como candado constitucional.

"Es posible hacer reformas constitucionales sin romper el candado (constitucional) convertido en falso pretexto para no realizar los cambios que requiere nuestro sistema", dijo Palacio.

El presidente convocó para hoy martes un período extraordinario de sesiones del Congreso buscando que los diputados incluyan en la Constitución la figura de una asamblea constituyente y fijar un nuevo mecanismo de elección de los siete vocales del Tribunal Electoral, ahora propuestos por los partidos políticos.

Palacio manifestó que "el Gobierno pone una ve más en manos de los diputados una herramienta jurídica que les permita acercarse a la ciudadanía y cumplir con su deber histórico".

Por su parte, el presidente del Congreso, Wilfrido Lucero, previamente había dicho que el Congreso se reunirá el martes, como está convocado, pero aclaró que la solicitud presidencial "no tiene ni pies ni cabeza porque no cumple con las normas constitucionales".

Palacio ha solicitado en varias ocasiones sin éxito la autorización del Congreso y del Tribunal Supremo Electoral para convocar a una consulta popular, en la que el pueblo decida la instalación de una asamblea constituyente, para reformar las instituciones del Estado.

El presidente busca cumplir con su promesa de "refundar" el país que realizó al asumir el poder el pasado 20 de abril tras la destitución por parte del Congreso del ex presidente Lucio Gutiérrez.