7 de noviembre de 2007

EEUU/Cuba.- El gobierno EEUU apela la decisión de una jueza texana de liberar al anticastrista Luis Posada Carriles

EL PASO (TEXAS, EEUU), 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno estadounidense apeló hoy la decisión de un tribunal federal que llevó a la liberación del anticastrista Luis Posada Carriles, cuya extradición reclaman Cuba y Venezuela por un atentado en 1976 contra un avión de línea cubana que causó 73 muertos, entre otros ataques.

Posada Carriles fue detenido en 2005 en Estados Unidos por cargos migratorios, pero fue liberado por una jueza federal de Texas que descartó las acusaciones al afirmar que el Gobierno engañó al ex colaborador de la CIA con un interrogatorio de ciudadanía destinado a obtener evidencias en su contra. En su presentación ante el tribunal de apelaciones de Texas, el Gobierno estadounidense insistió, sin embargo, en que "los registros no muestran ningún engaño o artimaña, ni conducta escandalosa que justifique la sanción extrema de desestimación" de las pruebas.

Los fiscales presentaron el lunes un documento de 73 páginas ante la Quinta Corte Federal de Circuito de Apelaciones de Nueva Orleáns. El Gobierno subrayó que las circunstancias en ese momento "no le daban al acusado licencia para mentir a los interrogadores".

CRIMENES EN VENEZUELA Y CUBA.

El cubano, nacionalizado venezolano fue encarcelado en Venezuela en 1976 acusado de planear el atentado contra un avión cubano que había despegado de Barbados, pero escapó de la cárcel en 1985. Más tarde fue condenado a ocho años de prisión en Panamá acusado de intentar asesinar en 2000 al presidente cubano Fidel Castro, pero cuatro años más tarde fue beneficiado con un perdón. Por otra parte, se afirma que las autoridades estadounidenses investigan si Posada Carriles estuvo o no involucrado en un atentado contra un hotel en La Habana en 1997 en el que murió un turista italiano.

Aun así, en Estados Unidos no está acusado por ninguno de los ataques mencionados y las autoridades estadounidenses se niegan a extraditarlo a Cuba o Venezuela al afirmar que allí sería torturado. El líder cubano Fidel Castro y su aliado venezolano Hugo Chávez han acusado reiteradamente a Washington de "proteger a un terrorista" al mismo tiempo que afirman librar una batalla contra el terrorismo en todo el mundo.

Posada, ex agente de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), fue liberado en mayo pasado tras casi dos años de detención, en los que la justicia venezolana ha solicitado su extradición por el atentado al avión cubano, mientras La Habana le atribuye un rosario de acciones "terroristas".

SOLICITUD DE CIUDADANÍA ESTAOUNIDENSE.

El activista fue acusado de mentir en una solicitud y en una entrevista para convertirse en ciudadano estadounidense. Cardone también concluyó que una traducción de la entrevista "es tan inexacta que resulta poco fiable como prueba de las declaraciones reales del acusado".

Asimismo, Cardone indicó que las acciones del Gobierno "eran tan brutalmente sorprendentes e insultantes que violaban en sentido universal de la justicia". Los abogados gubernamentales indicaron en su apelación que Posada no logró demostrar que el Gobierno participó en engaños o argucias. Asimismo, difieren con Cardone al considerar que "se equivocó al imponer la sanción extrema de eliminar el caso y las acusaciones que no tenían relación con la entrevista de naturalización".

Finalmente, los fiscales argumentaron que "el engaño o la conducta insultante" del Gobierno no exime a Posada de sus presuntas mentiras. "El acusado enfrentaba acusaciones de delitos totalmente diferentes a cualquier actividad que el Gobierno pudiera estar investigando, como hacer declaraciones falsas durante una entrevista de nacionalización", indicaron los fiscales.