1 de marzo de 2012

EEUU.- El Senado rechaza una iniciativa republicana para impedir que las aseguradoras paguen los métodos anticonceptivos

WASHINGTON, 1 Mar. (Reuters/EP) -

El Senado de Estados Unidos ha rechazado este jueves una iniciativa del Partido Republicano contra el plan del presidente, Barack Obama, que obliga a las empresas aseguradoras contratadas por compañías a pagar los anticonceptivos a las trabajadoras que lo soliciten.

La iniciativa presentada por el republicano Roy Blunt pretendía eximir a las aseguradoras que cubren a las trabajadoras de instituciones religiosas, incluidos los hospitales, universidades y empresas de caridad controladas por órdenes católicas, a proporcionar de forma gratuita métodos anticonceptivos. El Senado, controlado por los demócratas, ha rechazado la proposición por 51 votos contra 48.

La senadora Olympia Snowe voto en contra de la iniciativa ante el temor de que con la imprecisión de esta norma, las empresas pudieran negar otros servicios sanitarios. Tres demócratas --Ben Nelson, Joe Manchin y Robert Casey-- la apoyaron.

El líder de la mayoría demócrata en el Senado, Harry Reid, definió la iniciativa como una "enmienda de ideología extrema". "Podría permitir a cualquier empresario o aseguradora negar cualquier cobertura para cualquier tratamiento por cualquier razón", añadió.

Los republicanos utilizan el argumento de la libertad religiosa para criticar la norma, mientras que los demócratas defienden el derecho de las mujeres. La norma excluye a las trabajadoras de iglesias, sinagogas o mezquitas.

La norma se encuadra en la reforma de la ley sanitaria de Obama de 2010, cubre una serie de servicios preventivos sanitarios y pretende reducir los embarazos no deseados y problemas relacionados con abortos.

El mes pasado, Obama cambió la ley ya que en un principio obligaba a las empresas a ofrecer los servicios anticonceptivos de forma gratuita, aunque fuera una empresa religiosa. Actualmente, obliga a las aseguradoras.

El equipo de campaña de Obama, que se enfrenta a la reelección a principios de noviembre, aseguró que las trabajadoras cuyas empresas cubren su seguro sanitario podrían perder el acceso a servicios preventivos con la iniciativa republicana.

Una encuesta de la Fundación Familia Kaiser entre 1.500 adultos señaló este jueves que dos tercios de los consultados están a favor de la norma redactada por Obama.