18 de febrero de 2020

España.- Francia entrega uno de los últimos jefes de ETA, David Pla

España.- Francia entrega uno de los últimos jefes de ETA, David Pla
Imagen de archivo del etarra David Pla - MINISTERIO DEL INTERIOR - ARCHIVO

MADRID, 18 Feb. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades francesas entregan este martes a David Pla, uno de los últimos jefes de la banda terrorista ETA, que pasará mañana a disposición de la Audiencia Nacional, según han informado fuentes jurídicas.

La titular del Juzgado Central de Instrucción número 3, María Tardón, ha librado un mandamiento en el que determina que Pla ingrese esta tarde en prisión provisional --en el centro madrileño de Soto del Real-- y este miércoles sea trasladado a la Audiencia Nacional para tomarle declaración.

El etarra fue detenido el jueves pasado en la ciudad francesa de Hendaya para ser entregado a España en virtud a una orden europea de detención que fue aceptada por la Justicia del país vecino el pasado diciembre tras la investigación de Halboka, que desarticuló los enlaces entre abogados y presos de ETA, y en el que también estaban implicados Jon Emparanza y Arantza Zulueta.

En 2010, el entonces juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska señaló al exmiembro del 'comando Zaragoza' como "correo" entre la estructura creada por la banda para gestionar todo lo relativo a su colectivo de presos, denominada Halboka, y el abogado Jon Enparantza. Pla quedó en libertad tras ser detenido por entonces en Hendaya.

Después, y junto a Iratxe Sorzabal, Pla formó parte de la delegación de la banda que intentó negociar sin éxito con el Gobierno español después de oficializar el abandono de la actividad terrorista en octubre de 2011. Fueron identificados como dos de los tres encapuchados que anunciaron en un vídeo el cese definitivo de la actividad criminal.

Además, junto a José Antonio Urrutikoetxea, 'Josu Ternera', se desplazó en 2012 a Noruega a la espera de que el Gobierno español enviara una delegación para abrir un proceso de negociación. En febrero de 2013 fueron expulsados del país nórdico al negarse el Gobierno de Mariano Rajoy a negociar.