6 de agosto de 2009

Explosión en Afganistán deja 21 civiles muertos

Por Ismail Sameem

KANDAHAR, Afganistán (Reuters/EP) - La explosión de una bomba en la vereda de un camino en el sur de Afganistán alcanzó el miércoles a un camión en el que viajaban civiles y causó la muerte de 21 de ellos, en un nuevo capítulo de la violencia que ha empeorado en las últimas semanas de campaña electoral.

El general Sher Mohammad Zazai, comandante de una unidad militar en la provincia de Helmand, dijo que la explosión ocurrió en Garmsir, un distrito de la provincia en el que ha habido combates entre marines estadounidenses y talibanes.

"Es la obra del enemigo de la nación, es la obra del enemigo de la paz y la obra de los talibanes", afirmó Zazai sobre el ataque, que ocurrió el miércoles pero no fue reportado sino hasta la mañana del jueves.

Assadullah Sherzad, jefe de la policía de la provincia de Helmand dijo por teléfono que los fallecidos incluían a mujeres y niños que se dirigían hacia una boda en un remolque tirado por un tractor. Los ministerios de Defensa y del Interior confirmaron la cifra.

La violencia, que ya estaba en su peor nivel desde que los talibanes fueron expulsados en el 2001, ha aumentado en las últimas etapas de la campaña por las elecciones presidenciales del 20 de agosto, que los militantes han prometido sabotear.

"Estos ataques contra civiles por parte de terroristas muestran una evidente hostilidad hacia la gente de esta tierra. Los culpables nunca podrán bloquear la voluntad de la nación afgana para llegar a la prosperidad y el desarrollo de su país", dijo el presidente Hamid Karzai en un comunicado.

Karzai ha estado en campaña por todo el país y está previsto que gane un segundo período contra una dividida oposición, aunque el embajador de Gran Bretaña en Kabul dijo el miércoles que el presidente podría fracasar si no alcanza una mayoría en la primera ronda y debe ir a segunda vuelta.

El mes pasado, fuerzas estadounidenses y británicas en Helmand lanzaron simultáneamente las más grandes operaciones de la guerra. Aún están luchando por llevar seguridad a áreas que previamente eran controladas por talibanes en la provincia.