11 de junio de 2009

F1-Mosley se reúne con equipos de F1 en busca de acuerdo

Por Alan Baldwin

LONDRES (Reuters/EP) - Las escuderías de Fórmula Uno se reunirían el jueves con el presidente de la Federación Internacional del Automóvil, Max Mosley, para sostener conversaciones de última hora e intentar poner fin a una disputa por inscripciones para el próximo campeonato.

Fuentes en las escuderías confirmaron las negociaciones en Londres luego de que la Asociación de Equipos de Fórmula Uno (FOTA, por sus siglas en inglés), integrada por ocho equipos, se reunió el día previo.

La FIA, que es el órgano rector de la F1 en el mundo, publicará su lista oficial de inscritos para el campeonato del 2010 el viernes, en medio de las amenazas de Ferrari y otros equipos de retirarse del certamen a menos que las nuevas reglas para ese deporte sean reescritas.

Mosley busca la entrada de nuevos equipos para ayudar a la F1 a superar la crisis económica y la posible retirada de algunos fabricantes.

Las reglas publicadas para el 2010 introducen un límite presupuestario opcional de 40 millones de libras esterlinas (65,62 millones de dólares), en que los equipos que lo acepten tendrán una mayor libertad técnica, para ayudar a la incorporación de nuevos participantes y a que los existentes puedan reducir costos.

Sin embargo, Ferrari, Renault, Toyota y los dos equipos de Red Bull se oponen al límite presupuestario y a un sistema de dos niveles.

Los ocho equipos de la FOTA realizaron inscripciones condicionales, sujetas a que se mantengan las reglas del 2009 y a que se firme un nuevo Acuerdo Concorde comercial a más tardar el viernes.

La escudería Williams y la colista Force India presentaron sus inscripciones incondicionalmente y también aplicaron al menos 10 nuevos potenciales participantes.

SERIE RIVAL

La FOTA ha dicho que está considerando participar en una serie rival sólo como último recurso, pero no mencionó qué hará si es omitida de la lista de inscritos que será publicada.

La disputa se ha extendido semanas y Mosley se reunió por última vez con las escuderías en mayo, durante el Gran Premio de Mónaco, oportunidad en la que no se llegó a decisión alguna.

Sin embargo, tras esa reunión Mosley le escribió al presidente de Ferrari, Luca di Montezemolo, que también encabeza la FOTA, para ofrecer varios compromisos.

En la carta, fechada el 26 de mayo y a la que tuvo acceso Reuters, Mosley sostuvo que debe haber un límite presupuestario, pero que podría llegar a 100 millones de euros (139,7 millones de dólares) en el 2010 antes de bajar a 45 millones (62,86 millones de dólares) en el 2011.

"Podemos acordar que todas las escuderías corran bajo las mismas reglas del 2010", agregó. "Estas serían como se han publicado, pero sin las ventajas técnicas y deportivas ofrecidas originalmente a los equipos que adopten el límite presupuestario", agregó.

Para ayudar a nuevos equipos, se facilitaría la transferencia de conocimientos logísticos de equipos ya existentes en el 2010 y posiblemente también en el 2011. Un empleado, así como también los pilotos, quedarán fuera de cualquier tope de costos a partir del 2011.

Con esa medida se pretende ayudar a las escuderías que tienen diseñadores muy bien pagados, como Adrian Newey, de Red Bull.

Mosley dijo que la FIA también está preparada para negociar un nuevo Acuerdo Concorde en línea con un borrador enviado por los equipos y que estaría feliz de denominar al límite presupuestario "regulaciones financieras", si eso fuera más aceptable.

(1 dólar = 0.6096 libras esterlinas)