22 de febrero de 2013

Guatemala aclara que "no hay información de Inteligencia" que sitúe a 'El Chapo' Guzmán en el país

MADRID, 22 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Ministro de Gobernación guatemalteco, Mauricio López Bonilla, ha aclarado este viernes que "no hay información de Inteligencia" que sitúe al narcotraficante mexicano más buscado, Joaquín 'El Chapo' Guzmán, en Guatemala, tras horas de confusión por la supuesta muerte del capo en la región de Petén (norte).

Bonilla reveló el jueves que las fuerzas de seguridad habían abierto una investigación para esclarecer si 'El Chapo' había perdido la vida durante enfrentamientos entre grupos narcotraficantes rivales. "No podemos asegurar, pero podría ser él", dijo inicialmente el ministro, que horas después no ha podido confirmar siquiera que se produjesen los choques.

En este sentido, ha dicho que la Policía y el Ejército realizan un "patrullaje de reconocimiento" en las áreas de Petén donde habrían tenido lugar los enfrentamientos, aunque "los resultados hasta el momento son negativos". Lo único que se ha podido comprobar es que "hubo movimiento".

Bonilla ha alegado, en una entrevista con 'Prensa Libre', que la información inicial sobre la posible muerte de 'El Chapo' surgió de los medios de comunicación y no del Gobierno. De hecho, ha añadido, para el Ejecutivo de Otto Pérez Molina "fue una sorpresa".

Aun así, las fuerzas de seguridad se desplazaron a la zona de los posibles ataques para "actuar rápidamente" en previsión de que los grupos implicados pudiesen "alterar la escena" o incluso llevarse los cadáveres de las víctimas, incluido el del narcotraficante mexicano.

Pese a los esfuerzos para esclarecer la situación en Petén, Bonilla ha subrayado que "no hay información de Inteligencia" que acredite que 'El Chapo' Guzmán se encuentre en Guatemala, donde el narcotraficante fue detenido en 1993. En enero de 2001, sin embargo, logró fugarse de una prisión de máxima seguridad de Jalisco (México).

México ofrece 30 millones de pesos (1,8 millones de euros) como recompensa por informaciones que faciliten la captura del narcotraficante más buscado. Estados Unidos, por su parte, ofrece cinco millones de dólares (3,8 millones de euros).