21 de septiembre de 2020

Hallada en Sudán otra fosa común con los cuerpos de personas supuestamente ejecutadas durante el régimen de Al Bashir

Hallada en Sudán otra fosa común con los cuerpos de personas supuestamente ejecutadas durante el régimen de Al Bashir
Sudán.- Hallada otra fosa común con los cuerpos de personas supuestamente ejecut - -/EGYPTIAN PRESIDENCY/DPA - ARCHIVO

MADRID, 21 Sep. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades de Sudán han anunciado el hallazgo de una nueva fosa común con los cuerpos de personas supuestamente ejecutadas durante el régimen de Omar Hasán al Bashir, quien ascendió al poder en un golpe de Estado en 1989 y fue derrocado en otra asonada en 2019.

La fosa ha sido localizada en el interior de un campamento de entrenamiento de las fuerzas de seguridad la ciudad de Omdurmán y se convierte en la tercera hallada desde la caída de Al Bashir, según ha informado el portal sudanés de noticias Sudan Tribune.

Fuentes judiciales han detallado que la fosa "está localizada cerca de la fosa común de los oficiales del Movimiento de Salvación Nacional de 1990, dentro de un campamento que pertenece a los servicios de seguridad" y han agregado que las víctimas habrían sido torturadas y asesinadas en Jartum antes de ser enterradas allí.

El Ejército anunció en mayo la localización de una fosa común con los cuerpos de 28 oficiales ejecutados en abril de 1990 tras un intento fallido de golpe de Estado, mientras que en junio la Fiscalía informó de una segunda fosa relacionada con una matanza de reclutas en 1998 cuando intentaron escapar de un campamento de entrenamiento del Ejército.

Estos hallazgos formarán parte del conjunto de pruebas recabadas para el próximo juicio contra Al Bashir, derrocado en 2019 tres décadas después de que expulsara del poder al entonces primer ministro del país, Sadek al Mahdi, elegido democráticamente.

Las investigaciones en torno al golpe de 1989 son un importante paso por parte del Gobierno de transición pactado tras la asonada militar contra las agrupaciones políticas islamistas que ayudaron a Al Bashir a llegar al poder y a mantenerse en el cargo durante cerca de 30 años.

Al Bashir fue condenado a finales de 2019 a prisión por cargos de corrupción pero nunca ha sido procesado por los supuestos crímenes contra la Humanidad. Contra él pesan además dos órdenes de arresto del TPI por genocidio, crímenes contra la Humanidad y crímenes de guerra por los presuntos abusos cometidos bajo su mando en la región de Darfur.