11 de junio de 2009

Incremento casos gripe en Australia haría que OMS eleve alerta

Por Michael Perry

SIDNEY (Reuters/EP) - La Organización Mundial de la Salud (OMS) parece encaminada a declarar una pandemia global de influenza luego de un fuerte incremento en los casos de H1N1 en Australia, donde cinco personas permanecen en cuidados intensivos y hay 1.263 casos registrados de "gripe porcina".

Las autoridades australianas defendieron su manejo de la enfermedad, y sostuvieron que el alto número de casos era debido a la amplia cantidad de análisis efectuados.

"Hemos realizado pruebas a 5.500 personas en las últimas dos semanas, que es más gente que la que hemos examinado en una temporada (normal) de influenza", dijo el gobernador del estado de Victoria, John Brumby.

"En el resto del mundo, en Estados Unidos y Canadá, ellos sólo hacen pruebas a los casos más serios", agregó Brumby.

Expertos de la OMS celebrarán el jueves una reunión de emergencia para discutir la expansión del virus, en una señal de que la agencia de la ONU podría encaminarse a declarar la primera pandemia en más de 40 años.

Hasta la fecha se han reportado 27.737 casos de la enfermedad en 74 países, incluyendo 141 muertes, de acuerdo al último recuento de la OMS.

La confirmación de la propagación del virus en una comunidad fuera de América del Norte provocaría que el nivel de alerta sea elevado a la fase 6 -lo que significaría una pandemia completa- desde la actual fase 5 en la escala de seis niveles de pandemia de la OMS.

"Estamos bastante seguros de que estamos viendo eso", dijo Peter Cordingley, portavoz de la OMS en el Pacífico occidental, a una radio australiana.

Australia tiene la quinta cantidad más alta de casos de H1N1 en el mundo, después de Estados Unidos, México, Canadá y Chile.

Su primer caso de H1N1 fue anunciado el 9 de mayo, una mujer del estado norteño de Queensland que dio positivo luego de regresar de Los Angeles.