9 de enero de 2012

Irán/Latinoamérica.- Ahmadineyad inicia su gira por Venezuela, Nicaragua, Ecuador y Cuba

CARACAS, 9 Ene. (Reuters/EP) -

El presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad visitará esta semana Venezuela, Nicaragua, Ecuador y Cuba para mostrar su apoyo a la izquierda latinoamericana mientras Estados Unidos y la Unión Europea buscan aprobar sanciones contra el petróleo iraní.

La primera parada del viaje del presidente iraní será Venezuela, miembro de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), un país con el que ha conseguido fuertes lazos gracias a su presidente, Hugo Chávez.

El mandatario venezolano ha manifestado en varias ocasiones su intento de acabar con el "imperialismo" estadounidense y ha apoyado el plan nuclear de Teherán. El pasado año, Washington aprobó una serie de sanciones contra la compañía estatal venezolana de petróleo PDVSA tras denunciar que Caracas envió dos cargueros a Irán por valor de 50 millones de dólares (39 millones de euros).

Además, el Departamento del Tesoro de Estados Unidos impuso sanciones en 2008 contra un banco iraní que operaba en Venezuela por desviar sus fondos a programas armamentísticos de ambos países, aunque Caracas y Teherán rechazaron estas acusaciones.

Los ejércitos de ambas naciones tienen acuerdos para impulsar las labores de entrenamiento, aunque no se conocen más detalles sobre el asunto. Además, en 2010 impulsaron la creación de un banco para el desarrollo con un capital inicial de 200 millones de dólares (157 millones de euros).

El siguiente destino será Ecuador. Quito y Teherán comenzaron una cooperación fluida cuando Rafael Correa asumió la presidencia en 2007. Según el Ejecutivo ecuatoriano, ambos países han firmado desde entonces un total de 32 acuerdos, incluidos una mejora de la cooperación en agricultura, tecnología, recursos renovables y sanidad.

Cuando Correa visitó Teherán en septiembre de 2008, el presidente ecuatoriano anunció la construcción de una refinería y una planta petroquímica en Ecuador con el apoyo de Caracas y Teherán. Según aquel acuerdo, las autoridades iraníes ofrecerían adiestramiento a los trabajadores del sector de hidrocarburos del país y cooperarían en el mantenimiento de dichas instalaciones.

En 2010, los dos países anunciaron que construirían dos plantas hidroeléctricas para producir 100 megavatios. Tras una visita de una delegación iraní, también informaron de una mejor cooperación en material sanitario.

Correa denunció en febrero de 2010 que la inclusión de Ecuador en una lista internacional de países acusados de no luchar contra el blanqueo de dinero era una forma de castigar los lazos con Teherán. Ahmadineyad dio su apoyo al presidente ecuatoriano después de que en septiembre de 2010 Correa denunciase un supuesto golpe de Estado.

NICARAGUA Y CUBA

En el caso de Nicaragua, Ahmadineyad viajó en 2007 a Managua para asistir a la toma de posesión del presidente, Daniel Ortega. En la década de los ochenta, Managua y Teherán mantuvieron una disputa después de que se descubriese que la Administración del entonces presidente de Estados Unidos, Ronald Reagan, canalizaba el dinero de la venta de armas a Irán a la guerrilla de derechas conocida como la Contra que luchaba contra el Gobierno de los sandinistas, encabezados por Ortega, tras una guerra civil.

Las autoridades iraníes han prometido aumentar la cooperación con Nicaragua, como por ejemplo, la construcción de un puerto oceánico por valor de 350 millones de dólares (275 millones de euros).

Irán y Cuba siguen siendo dos de los cuatros países que figuran en la lista de Estados Unidos como naciones que financian el terrorismo. En la última década, Teherán ha dado 700 millones de dólares (550 millones de euros) en créditos a la isla.

El Gobierno cubano ha cedido en varias ocasiones a Irán sus expertos en biotecnología para la realización de diferentes proyectos. Los opositores en La Habana denuncian que desarrollan armas biológicas, aunque no existen pruebas sobre ello.

La Habana ha apoyado el derecho de Teherán de usar la energía nuclear con fines pacíficos. El expresidente cubano Fidel Castro ha denunciado que Estados Unidos e Israel provocarán una guerra con Irán por su programa nuclear.