18 de febrero de 2020

Jamenei pide una alta participación en Irán y destaca que votar "es un deber religioso, nacional y revolucionario"

Jamenei pide una alta participación en Irán y destaca que votar "es un deber religioso, nacional y revolucionario"
Irán.- Jamenei pide una alta participación y destaca que votar "es un deber reli - KHAMENEI.IR - ARCHIVO

MADRID, 18 Feb. (EUROPA PRESS) -

El líder supremo de Irán, el ayatolá Alí Jamenei, ha subrayado este martes que la participación en las parlamentarias que se celebrarán el viernes "es un deber religioso, nacional y revolucionario".

"Las elecciones son una lucha colectiva que puede fortalecer el país y mejorar la reputación de la institución islámica", ha manifestado, antes de reclamar una alta participación en los comicios, según la agencia iraní de noticias Tasnim.

Así, ha dicho que los iraníes deben demostrar que "pese a la persistencia de los intentos para dividir a la población y las autoridades, la gente recibe bien las elecciones, lo que es un orgullo para las instituciones islámicas".

"Las elecciones neutralizan muchas de las malas intenciones que los estadounidenses y los sionistas --en referencia al Gobierno israelí-- tienen en mente contra Irán", ha sostenido, tal y como ha recogido la cadena de televisión iraní Press TV.

"Estas elecciones son la respuesta a las artimañas y engaños de los enemigos de Irán", ha manifestado, antes de criticar las recientes declaraciones del representante especial de Estados Unidos para Irán, Brian Hook, criticando la limpieza dle proceso electoral.

En este sentido, Jamenei ha resaltado que estas declaraciones intentan "afectar" la participación y ha indicado que "los idiotas de primera línea en Estados Unidos hacen fila otra vez para decir estupideces sobre Irán".

Hook afirmó el viernes que los comicios parlamentarios no serán libres y destacó que "los clérigos eligen a ganadores y perdedores antes de que se depositen los votos".

En un vídeo compartido por el Departamento de Estado, Hook indicó que "el régimen celebrará lo que llama elecciones el 21 de febrero" e insistió en que Teherán "quiere que se crea que son libres y justas, pero el voto real tiene lugar en secreto y mucho antes".

"Los clérigos eligen a ganadores y perdedores antes de que se depositen los votos. Muchos iraníes quieren presentarse a las elecciones, muchos quieren un gobierno representativo, pero el régimen les bloquea", sostuvo.

Así, recordó que los candidatos son vetados y aprobados por el Consejo de Guardianes, "un grupo de doce clérigos no elegidos y leales al líder supremo", al tiempo que hizo hincapié en que "las elecciones del 21 de febrero son un puro teatro que existe para engañar al mundo sobre la tiranía en Teherán".

LAS ELECCIONES PARLAMENTARIAS

La campaña electoral para las elecciones parlamentarias arrancó oficialmente el 13 de febrero, ensombrecida por la controvertida exclusión de numerosos candidatos moderados.

Más de 7.000 candidatos aspiran a ocupar los 290 escaños del Parlamento. Solo en Teherán, 1.400 personas quieren hacerse con alguno de los 30 escaños en juego, considerados de especial relevancia por tratarse de la capital de la República Islámica.

El poderoso Consejo de los Guardianes, responsable de filtrar la lista de candidaturas, ha eliminado a miles de aspirantes, en su mayoría con perfiles moderados o reformistas, sin ofrecer ninguna explicación oficial. Los medios estiman que más del 75 por ciento de los candidatos pertenecen al ala conservadora.

Los moderados, entre los que se encuadraría el actual presidente iraní, Hasán Rohani, deberán también lidiar con una previsible baja participación, en la medida en que podría haber votantes decepcionados con el actual escenario político, lo que podría terminar favoreciendo a la línea dura.

En total, 58 millones de personas tienen derecho a votar en los próximos comicios, según datos del Ministerio del Interior, tal y como ha recogido la agencia alemana de noticias DPA.