1 de agosto de 2012

Un líder de las FARC aclara que sólo acabaron los secuestros "económicos"

BOGOTÁ, 1 Ago. (EUROPA PRESS) -

   Un líder de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) al que desde noviembre de 2010 se daba por muerto ha reaparecido en un vídeo en el que reitera la disposición de esa guerrilla a dialogar con el Gobierno colombiano, pero a la vez deja claro que sólo han puesto fin a su política de secuestrar por motivos económicos y no políticos.

   El segundo al mando del Bloque Sur de las FARC, José Benito Cabrera Cuevas, alias 'Fabián Ramírez', apareció en una entrevista difundida este martes por la cadena Caracol TV, dos años después del bombardeo del Ejército a un campamento guerrillero situado en el municipio de San Vicente del Caguán, en el departamento de Caquetá (sur), en el marco de la 'Operación Némesis'. En ese momento las autoridades no pudieron confirmar si efectivamente habían logrado matar a ese cabecilla.

   "Aquí debemos acabar esta guerra llegando a un acuerdo Gobierno-guerrilla, sin odio, sin ventajas, cediendo, mirando quién tiene la razón de fondo", ha expresado 'Fabián Ramírez'. "Para acabar la guerra, hay que acabar con las causas que la originaron", ha aseverado.

   El líder guerrillero ha insistido en que las FARC están dispuestas a sentarse a dialogar con el Gobierno de Juan Manuel Santos y ha dejado claro que si las negociaciones no se han producido es porque existen "intereses políticos" que impiden un eventual acuerdo entre las partes en conflicto.

   "La clase política de este país no quiere. Los soldados, suboficiales y oficiales de bajo rango saben que no tenemos que enfrentarnos más. Ellos lo saben y lo quieren hacer, pero sus altos jefes, sus superiores, no lo permiten porque se les acaba el negocio, se les acaba la plata para ellos", ha denunciado.

SECUESTROS

   En la entrevista, 'Fabián Ramírez' ha hablado del anuncio que hicieron las FARC a comienzos de este año en el que ponían fin a su política de secuestro y ha explicado que esto se refiere únicamente a los casos con fines lucrativos para la guerrilla, es decir, en los que piden dinero a cambio de la liberación de las víctimas, y no incluye a los soldados y militares que son privados de su libertad, pues ellos son considerados "prisioneros".

   "Lo que hemos dicho, y lo repetimos, es que nosotros no volvemos a hacer secuestros con fines económicos, entiéndase bien, con fines económicos. Pero si un soldado cae en combate, eso no es ningún secuestro, ese es un prisionero", ha enfatizado.

   En este sentido, Cabrera ha revelado la intención de las FARC de someter a los "políticos corruptos" a juicios organizados bajo las normas de ese grupo armado. "Los políticos corruptos están asesinando al pueblo, no con las balas. Con la plata (el dinero) que se roban, le están quitando las posibilidades de que pueda sobrevivir de una forma mejor", ha indicado.

   A 'Fabián Ramírez' se le atribuye el ataque al Ejército colombiano perpetrado el 5 de marzo de 1998 en la localidad de El Billar, en el departamento de Caquetá (sur), donde asesinaron 63 uniformados y secuestraron a otros 43. Las autoridades castrenses consideran este hecho el golpe más duro que ha sufrido la Fuerza Pública en décadas.

PINZÓN: "NADA QUE COMENTAR"

   El ministro de Defensa colombiano, Juan Carlos Pinzón, ha restado importancia a la reaparición de 'Fabián Ramírez' y ha preferido no opinar sobre sus declaraciones, pues lamenta que los medios den "un espacio de opinión pública a un hombre que ha cometido semejante cantidad de delitos".

   "Nada que comentar frente a lo que diga un jefe terrorista, narcotraficante, que ha secuestrado, que consistentemente pertenece a una organización que le ha mentido sistemáticamente a Colombia", ha señalado el ministro.

   Así, ha advertido de que continuarán las operaciones que comenzaron hace dos años, cuando Santos asumió el poder. "La Fuerza Pública siempre se mantiene a la ofensiva en una acción directa en contra de las organizaciones terroristas y criminales", ha indicado.

   "Todos sabemos que estas organizaciones tratan de mantener una vigencia, cada día se parecen más a esas organizaciones que en algún momento se conocieron en Europa que buscan hacer acciones terroristas", ha concluido.