21 de junio de 2019

López Obrador propone a Trump celebrar su primera reunión hacia el mes de septiembre

México buscará la ayuda de casi una veintena de países para hacer realidad el 'Plan Marshall' para Centroamérica

López Obrador propone a Trump celebrar su primera reunión hacia el mes de septiembre
REUTERS / HENRY ROMERO

MADRID, 21 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, ha indicado este viernes que sería "conveniente" concertar la primera reunión con su homólogo estadounidense, Donald Trump, una vez superadas las tensiones entre ambos países a cuenta de la inmigración ilegal.

"Yo pienso que sería conveniente, si se da esta entrevista, que fuese terminando el periodo que se fijó, que sería como en septiembre (...), pero yo no fijo la agenda del presidente de Estados Unidos", ha dicho en la rueda de prensa diaria.

López Obrador se ha referido al acuerdo alcanzado 'in extremis' para impedir la entrada en vigor el 10 de junio de un arancel a los productos mexicanos con el que Trump pretendía forzar a su vecino del sur a adoptar medidas contundentes contra los flujos migratorios hacia Estados Unidos.

El acuerdo, que contempla el despliegue de la recién creada Guardia Nacional en la frontera con Guatemala y que México acoja a los migrantes hasta que se resuelvan sus proceso de asilo en Estados Unidos, a cambio de cancelar el arancel, prevé una primera revisión a los tres meses de entrar en vigor, esto es, en septiembre.

López Obrador ha considerado que, tras alcanzar este acuerdo, es un buen momento para el primer encuentro entre ambos mandatarios. "Estamos en la mejor disposición", ha afirmado, según informa el diario mexicano 'Milenio'.

Una de las cuestiones que ha quedado pendiente pese a dicho acuerdo es la participación de Estados Unidos en el Plan de Desarrollo Integral para el Sur de México y Centroamérica que ha lanzado López Obrador con el apoyo de Naciones Unidas para atacar las causas profundas de la inmigración ilegal.

López Obrador considera que la implicación estadounidense es clave para que esta especie de Plan Marshall para Centroamérica funcione. Sin embargo, la Administración Trump insiste en su amenaza de cortar las ayudas a El Salvador, Guatemala y Honduras porque cree que sus esfuerzos para frenar la emigración masiva son insuficientes.

El ministro de Exteriores, Marcelo Ebrard, ha anunciado este viernes que en las próximas semanas se reunirá con 19 países, entre los que ha mencionado a Chile y Uruguay. "El reto es que los países desarrollados también participen, que la agenda 2030 se haga realidad", ha explicado.

En cuanto a los países afectados, Ebrard ha indicado que están en permanente contacto, si bien ha aclarado que en el caso de Guatemala, inmerso en proceso electoral para encontrar sustituto a Jimmy Morales en la Presidencia, lo "sensato" es esperar a que se conforme el nuevo Gobierno, el 14 de enero.

Para leer más