27 de marzo de 2015

Los mexicanos otorgan a Peña Nieto la peor calificación desde su llegada al poder

Los mexicanos otorgan a Peña Nieto la peor calificación desde su llegada al poder
EDGARD GARRIDO / REUTERS

MÉXICO DF, 27 Mar. (Notimérica) -

Los ciudadanos han calificado al presidente de México, Enrique Peña Nieto, con la nota más baja desde su llegada al poder en diciembre de 2012. El mandatario, que ha tenido que hacer frente a numerosas críticas por su gestión del caso Iguala, ha obtenido un 5,0 en el mes de marzo, según una encuesta del periódico 'Reforma'.

Solo un 39 por ciento de los mexicanos consultados han aprobado al jefe del Ejecutivo, frente a un 57 por ciento que lo ha suspendido, mientras que entre los líderes de opinión Peña Nieto recibe una calificación de un 3,5 y solo es aprobado por un 17 por ciento de los encuestados.

El crimen organizado y la economía son los principales problemas a los que se enfrenta el país, según los ciudadanos consultados, además de la corrupción, que destaca como uno de los más importantes desafíos a combatir por parte de los líderes de opinión.

La lucha contra el crimen organizado que realiza el Estado mexicano tampoco es aprobada por los ciudadanos, que rechazan su manera de proceder especialmente en aquellos estados más asediados por la violencia como Guerrero, Michoacán y Tamaulipas.

Tampoco confían los mexicanos en que el recientemente aprobado Sistema Nacional Anticorrupción vaya a resolver este problema en el país.

Por otro lado, los mexicanos consideran que la libertad de expresión en México es menor que hace unos años. De hecho, solo un 45 por ciento de los encuestados cree que es alta, mientras que al comienzo del mandato del anterior presidente Felipe Calderón lo consideraba un 56 por ciento y en el inicio del sexenio de Vicente Fox, que gobernó entre el 2000 y el 2006, el porcentaje era del 72 por ciento.

Numerosas voces han alertado en los últimos días de la falta de libertad de expresión en México, tras el despido de la periodista Carmen Aristegui de la emisora MVS por negarse a aceptar que fueran despedidos dos de sus compañeros que destaparon un supuesto caso de corrupción de Peña Nieto.